back to top

La campaña de Trump canceló la entrevista de un reportero después de que lo escucharon hablar español

¿Qué? A Marcos Stupenengo le pidieron que abandonara la Trump Tower en Nueva York, de acuerdo con una fuente relacionada con el incidente. ACTUALIZACIÓN: TV Azteca dijo que el reportero no tenía una entrevista " programada", pero se le dijo que la campaña de Trump no está interesada en la cobertura de las cadenas de habla hispana.

publicado

Marcos Stupenengo, un corresponsal independiente que trabaja para TV Azteca, tenía, inicialmente, una entrevista con Donald Trump. No dudó en asistir cuando lo invitaron a la Trump Tower en Nueva York el lunes para entrevistar al bombástico presunto candidato del Partido Republicano.

Sin embargo, mientras esperaba para llevar a cabo la entrevista, Stupenengo recibió una llamada y empezó a hablar en español. Fue en ese momento cuando la campaña de Trump le informó que no estaban interesados en participar en una entrevista con él, de acuerdo con una fuente con conocimiento del incidente.

Al preguntarle por lo sucedido, Stupenengo remitió la petición a la cadena. "Puedo decir que después de 13 años de periodismo, me han ocurrido cosas peores", escribió en un correo electrónico, rehusándose a hacer más comentarios.

La campaña de Trump no respondió a la petición para el suministro de comentarios.

Stupenengo, oriundo de Argentina, estudió periodismo allí antes de asistir a la escuela en Nueva York. Tiene ojos verdes y se podría confundir fácilmente con un hombre blanco no hispano.

Un agente del Servicio Secreto de habla hispana que trabaja con Trump se disculpó con Stupenengo, diciendo que estaba apenado y no sabía qué estaba pasando, dijo la fuente con conocimiento del incidente.

Más tarde, el reportero fue a las oficinas de la campaña de Clinton para realizar una entrevista.

Durante su reportaje, que saldrá al aire por la noche, Stupenengo dirá que lo sacaron de las oficinas de Trump porque estaba hablando español.

El incidente con el mexicano de TV Azteca es el más reciente ocurridp entre la campaña de Trump y la importante cadena de habla hispana. El verano pasado, Trump se metió con Jorge Ramos de Univisión, quien en varias oportunidades trató de hacerle preguntas, antes de ser expulsado de una rueda de prensa. Trump tampoco respondió el año pasado a las preguntas de José Díaz-Balart de Telemundo durante un evento en una ciudad fronteriza de Texas.

Trump, quien arrebató la candidatura del Partido Republicano de otros 16 contendientes, en parte por su rigurosa postura sobre la inmigración y los polémicos comentarios sobre los mexicanos y los inmigrantes, ha visto afectada su popularidad con los latinos desde entonces.

Hace dos semanas, el cinco de mayo, apareció con una gran sonrisa en un tuit mostraba anunciaba un "taco bowl" hecho en uno de sus restaurantes y declaró, nuevamente, su amor por los hispanos.

ACTUALIZACIÓN:

Just to clarify, No personal interview with Donald Trump was canceled. A film request was approved by phone and denied on site.

Stupenengo, quien estaba en un vuelo a Berlín cuando se publicó esta historia, tuiteó que no le habían cancelado una entrevista.

Su red, TV Azteca , dijo que a Stupenengo se le dijo verbalmente por teléfono que él podría llegar al Trump Tower para una historia.

Todo estaba bien al principio. A Stupenengo se le dio una tarjeta de identificación, pero luego le dijeron que su presencia no fue autorizada y que era un error - la campaña Trump no lo estaba permitiendo. Los encargados de seguridad fueron incapaces de encontrar a la persona que le dijo que podía llegar y se le pidió que se fuera.

Sin embargo, TV Azteca dijo que un oficial de la campaña de Trump le dijo a Stupenengo, "No estamos interesados ​​en la cobertura de los medios de comunicación en español".

La portavoz de Trump, Esperanza Hicks, dijo que eso era "absolutamente falso " en un correo electrónico a Univision .

Patrocinado