back to top

12 mujeres comparten consejos prácticos sobre dinero que les gustaría haber conocido antes

"Tu presupuesto debería ser un reflejo de quién eres y qué valoras."

publicado

Recientemente, hemos pedido a miembros de la comunidad de BuzzFeed que nos digan cómo lograron mejorar sus finanzas.

Charlotte Gomez / BuzzFeed

Queríamos que las mujeres compartieran sus consejos, puesto que vivimos en un mundo con una grave brecha salarial de género y una tasa rosa muy real. Estos son algunos de sus consejos y trucos:

1. Calcula cuánto dinero necesitas para sobrevivir.

"Estaba usando constantemente tarjetas de crédito para estirar mi dinero. Lo tenía bajo control en cuanto a que no tenía deudas, pero siempre tenía que sacar de los ahorros cuando me vencía el pago con la tarjeta. Decidí calcular cuánto dinero necesitaba realmente para cubrir los gastos mínimos de mi vida. Para mí, era una cantidad de 850€. Esta cantidad cubría el alquiler, las facturas de suministros y la comida. Una vez que establecí este límite, mantuve mi cuenta corriente lo más cercana posible a 850€. Cada vez que me ponía por debajo de esta cantidad dejaba de gastar, y cada vez que estaba por encima de esa cantidad transfería la cantidad extra a mi cuenta de ahorros". —Keren Duff, mediante correo electrónico

2. Ten en cuenta que tu presupuesto será diferente cada mes.

"Llegué a un mínimo financiero a principios de este año. Mi marido perdió el trabajo, las facturas empezaron a amontonarse y era una lucha cumplir con los pagos de la hipoteca. La gente habla de vivir al día pero nosotros ni siquiera podíamos hacer eso. Empecé a decirle a la gente: "Te devolveré el dinero el próximo viernes", entonces cobraba el viernes y estaba en la ruina el lunes. Me sentía derrotada".

"Por esta época recordé que alguien me había recomendado una vez el plan financiero de Dave Ramsey. Me apunté a un curso de nueve semanas y aprendí un montón, incluida la idea de que cada mes hace falta un presupuesto diferente. Ahora, al inicio de cada mes, mi marido y yo dedicamos un tiempo a hablar de los futuros gastos. Algunos meses hay cumpleaños y bodas, entonces los anotamos y hacemos planes con antelación. Luego establecemos una cantidad de dinero para cada categoría de nuestra vida (alimentación, gas, entretenimiento, mejoras del hogar, etc.) y no superamos ese presupuesto; es un contrato al que ambos nos adherimos". —Julie Mundt, mediante correo electrónico

3. Sé totalmente honesta contigo misma cuando hagas tu presupuesto.

"Haz el presupuesto para las cosas que te importan. Yo tengo un gran presupuesto para regalos y un gran presupuesto para comida porque sé que esas son las cosas en las que me gusta gastar el dinero. No obstante, apenas tengo presupuesto para entretenimiento o maquillaje porque no son prioritarios para mí. Tu presupuesto debería ser un reflejo de quién eres y qué valoras". —Eliza Roemisch, mediante correo electrónico

Publicidad

4. Olvida el presupuesto mensual y determina cuánto puedes permitirte gastar cada día.

"Tras no tener suerte con los presupuestos mensuales (¿cómo voy a saber cuántas veces al mes van a querer mis amigos ir de copas?) decidí que tenía que probar algo nuevo y hacer un presupuesto diario. Tomé el total de mi paga después de impuestos y le resté los gastos que no cambian (alquiler, teléfono, internet, seguro, préstamos), luego dividí la cantidad restante por el número de días del mes. Hago un seguimiento de mis gastos diarios con el teléfono y si me paso un día, intento que me sobre al día siguiente o si sé que tengo planes ese fin de semana, intento mantener los gatos bajos durante los días de entre semana". —Melissa Bouffard, mediante correo electrónico

5. Si crees que no se te ocurre cómo ahorrar, prueba el recomendado software Necesitas un presupuesto.

"Siempre he sido muy buena a la hora de hacer un control de mis finanzas, pero hace alrededor de un año mis gastos se descontrolaron y acumulé una cantidad considerable de deuda en tarjetas de crédito. Aunque tienes que pagar una suscripción anual (42€) con "Necesitas un presupuesto" al terminar tu entrenamiento de un mes de duración, creo que este servicio realmente merece la pena incluso al compararlo con aplicaciones gratuitas de control del dinero. Este software emula un sistema de sobres, pero eso no significa que tengas que llevar dinero en efectivo todo el tiempo. Me ayudó a retomar el rumbo y lo recomiendo a todo el mundo". —Arianna Rodriguez, mediante correo electrónico

6. Determina a qué tipos de gastos les dices "no" y a qué tipos les dices "sí" en vez de pensar que no puedes comprar nada en absoluto.

"Cuando le digo a la gente que no me lo puedo permitir, no quiero decir realmente que no tenga dinero, sino que no tengo el dinero para esa cosa concreta. Saber a qué le diré "sí" o "no" me ha permitido tomar decisiones estudiadas al gastar el dinero. Es un plan para mi dinero, pero es flexible y cambia conmigo". —Isabelle Collins, mediante correo electrónico

Publicidad

7. Escribe una lista de la compra antes de salir de casa o empezar a buscar en Amazon.

"Yo escribo listas antes de ir de compras. Suena muy fácil, pero significa que solo me llevo lo que necesito y no compro otras cosas espontáneamente. También he dejado de ir de escaparates "solo por diversión" porque si no acabas comprando algo realmente, entonces no es tan divertido". —Maxerica

8. Escribe una lista de cosas que quieres comprar y no te comprometas hasta que hayan pasado unos días.

"Estoy en el instituto, así que, aunque mis ahorros no son tan necesarios como lo son para quienes viven de forma independiente, aún es agradable tener algo de dinero para pagar cosas que quiero. Tengo un trabajo, pero descubrí que me lo gastaba todo en cuanto cobraba. Decidí comenzar a escribir en mi diario cualquier cosa que quería comprar ese día. Luego, esperaba tres días. Si aún deseaba comprar esa cosas, entonces podía hacerlo porque sabía que era algo que realmente quería. ¡Ahora tengo mucho más dinero que antes y sigo teniendo el mismo trabajo y la misma paga!". —riyakataria

9. Establece una "transferencia automática" para transferir una pequeña cantidad de dinero de tu cuenta corriente a tu cuenta de ahorros una vez a la semana.

"Cuando salí de la universidad empecé con un salario decente así que decidí que necesitaba un modo fácil de ahorrar que no implicara pensar mucho. Establecí una transferencia automática para enviar 25 $ de mi cuenta corriente a mi cuenta de ahorros cada lunes. Esta es la cantidad perfecta para mí porque es suficiente para ir sumando cada mes, pero lo bastante pequeña como para no notarla cada semana. He estado haciendo esto durante cuatro años y ya ni siquiera pienso en ello. ¡También puedo decir con orgullo que ahora puedo cursar un posgrado SIN préstamos estudiantiles!". —Kate Heidemann, mediante correo electrónico

Publicidad

10. Acepta trabajos raros para conseguir algo de dinero adicional.

"Tengo 25 años y vivo en Nueva York con un salario de 50 000 $ anuales. He logrado pagar al alquiler, mantener algo de vida social y reducir mis préstamos de estudiante de 27.500€ a 9.400€ desde que me gradué en 2014. ¿Cómo? Me aprovecho de la floreciente economía colaborativa. Airbnb, TaskRabbit y Uber son solo algunos métodos con los que puedes obtener un ingreso secundario en tu tiempo libre. ¡Yo estoy en Wag! Saco a pasear adorables cachorros por una media de 13€ por paseo. Intento hacer al menos seis paseos a la semana, lo que me da el dinero para el supermercado". —Emily Burke, mediante correo electrónico

11. Escucha el podcast de Jean Chatzky, HerMoney.

"Sirve de ayuda escuchar a otras mujeres hablar de cómo lograron pasar de una situación financiera calamitosa a una próspera mientras hacían lo que les gusta". —elkidmariealvarezm

12. Ahorra todos los billetes de cinco dólares con los que entres en contacto durante un año.

"Mi resolución de año nuevo para el 2017 fue ahorrar todos los billetes de cinco dólares con los que entrara en contacto durante el año. Los guardo en un gran tarro de cristal, de modo que puedo ver el progreso y no puedo usarlo hasta diciembre. Me ayuda a asegurarme de tener ahorrado suficiente dinero como para comprar los regalos de navidad". —Elizabeth Rae, mediante correo electrónico

Publicidad

Los textos enviados se han editado por motivos de longitud o claridad.

¿Quieres aparecer en publicaciones similares de BuzzFeed? ¡Sigue a la comunidad BuzzFeed en Facebook y Twitter!

Este artículo ha sido traducido del inglés.