back to top

Esto es lo que realmente se necesita para ser un nadador olímpico

Fundamentalmente, nadar mucho, levantar muchas pesas, comer mucho, descansar mucho.

publicado

Pareciera que los nadadores olímpicos son en realidad superhumanos.

Tom Pennington / Getty Images

Por ejemplo, para calificar a los Juegos Olímpicos de verano 2016, ellos deben tener la capacidad de nadar la longitud de una piscina en aproximadamente 23 a 26 segundos. Son 50 metros —o unos cuantos metros más largo que la extensión de un campo de fútbol— en MENOS DE 30 SEGUNDOS, GENTE.

Entonces, ¿cómo diablos lo hacen?

Instagram: @https://www.instagram.com/usaswimming/?hl=en / Via instagram.com

BuzzFeed Health habló con Jessica Hardy, medallista olímpica y embajadora de la Fundación de natación de Estados Unidos Make a Splash, para averiguar cómo los nadadores élite se mantienen en forma y preparan para la competencia olímpica.

Hardy se especializa en estilo espalda y libre, cuenta con un total de 28 medallas internacionales, y ha batido 12 récords mundiales de natación. Nada del otro mundo.

Para empezar, ellos básicamente viven en la piscina.

Instagram: @https://www.instagram.com/usaswimming/?hl=en / Via instagram.com

Hardy dice que un horario de entrenamiento físico es ejercitarse en la piscina dos veces al día, seis días a la semana. "No hay horas suficientes en el día para cuánto entrenamos", dice, porque ellos necesitan tener el tiempo suficiente para primero realizar un entrenamiento en piscina, recuperarse de este, y luego nadar nuevamente en la tarde. Para hacer caber todo, los nadadores comienzan sus días tan temprano como a las 4 a. m.

Y los entrenamientos en piscina son realmente intensos.

Instagram: @swimone13 / Via instagram.com

Los entrenamientos de velocistas se centran en desarrollar su fuerza y velocidad en el agua. Ellos podrían hacer sprints y estar enganchados a un soporte, un dispositivo que añade resistencia a medida que se mueven por el agua de modo que deben trabajar aún más para seguir adelante. Además realizan series de patadas para trabajar sus piernas y series de tiros para separar sus brazos. Trabajan en controlar su respiración con entrenamientos hipóxicos, en los que se les pide limitar su respiración o contener su respiración completamente.

Publicidad

También cubren grandes distancias, entre unos 10.000 y 20.000 metros de nado en un solo entrenamiento.

Lachlan Cunningham / Getty Images

Los velocistas incluso deben entrenar para desarrollar su capacidad aeróbica, que significa realizar "un montón de metraje", dice Hardy. ¿Cuánto es un montón de metraje? ¿Estás sentado? Es algo rondando los 10,000 a 20,000 metros (9 a 19 kilómetros), o 100 a 200 vueltas en un solo entrenamiento.

El entrenamiento fuera de la piscina —conocido como entrenamiento en tierra— también es cosa seria.

Levantan pesas, corren, hacen yoga, pilates, lo que digas. Literalmente todo lo que hacen en tierra tiene como objetivo complementar algún aspecto de su nado, así que normalmente el entrenamiento fuera de la piscina es coordinado por su entrenador de natación.

En primer lugar, son muy intensos en la sala de pesas.

Instagram: @https://www.instagram.com/m_phelps00/?hl=en / Via instagram.com

La clave para hacer pesas como un nadador, dice Hardy, es ponerse más fuerte para tener más potencia en el agua, pero a la vez permanecer lo más magro posible y no sumar demasiada masa muscular, ya que te hace más pesado en el agua.

Realizan ejercicios de estabilización de hombros, esenciales para lograr los hombros fuertes y duraderos que los nadadores necesitan para mover sus brazos por sobre la cabeza una y otra vez. Más allá de eso, los programas de pesas de la mayoría de los nadadores suelen estar diseñados en torno al estilo en que se especializan. Hardy realiza montones de sentadillas y estocadas con mucho peso y trabajo de abdomen para el estilo pecho, y entrenamientos de hombros y brazos para ayudar a la parte superior de su cuerpo en el estilo libre.

Y también hacen muchos otros tipos de ejercicios.

Instagram: @kelleysfitness / Via instagram.com

Cuando Hardy no está en la sala de pesas ella también corre —usualmente son sprints para desarrollar sus fibras musculares de contracción rápida que la ayudan a ser más explosiva en la piscina. También agrega pilates y yoga para un entrenamiento de fuerza adicional que no añade masa muscular.

Publicidad

Todo ese ejercicio significa comer por montones.

Instagram: @marekfitness / Via instagram.com

Si vas a nadar dos veces al día, levantar pesas tres veces a la semana y además harás trabajos de velocidad, yoga y Pilates, necesitarás mucho combustible. Hardy estima que las nadadoras ingieren entre 3.000 y 5.000 calorías por día, mientras que los nadadores entre 5.000 y 8.000 por día durante el período de entrenamiento.

Para colocarlo en perspectiva, un hombre de 25 años que mide 1, 80 metros y pesa 75 kilos y realiza ejercicio varias veces por semana, necesita unas 2.400 calorías por día para mantener su peso, y una mujer de 25 años que mide 1,65 metros y pesa unos 63,5 kilos y realiza ejercicio varias veces por semana, necesitaría unas 1.9000 calorías por día para mantener su peso.

Los nadadores también se relajan tan intensamente como entrenan.

Instagram: @swimone13 / Via instagram.com

Alrededor de un mes antes de una competencia importante como los Juegos Olímpicos, los nadadores empiezan a recuperar; es decir, a ajustar su nivel de actividad para estar frescos y preparados para darlo todo el día decisivo. Durante ese período, Hardy dice, la mayoría de los nadadores interrumpen todos su entrenamiento excepto las rutinas en la piscina, y éstas son ajustadas para ser menos exigentes.

Pero por fuera de su actividad en la piscina, muchos nadadores interrumpen toda su actividad, sin importar lo poco intensa que sea. Hardy comenta que algunos nadadores se mueven en sillas de oficina mientras cocinan, usan patinetas eléctricas o con motor para desplazarse y solo toman escaleras mecánicas y elevadores.