back to top

La derecha religiosa trata de frenar iniciativas LGBT en Brasil

Nuestro corresponsal de BuzzFeed News Lester Feder estuvo en Brasilia y Rio de Janeiro. Investigó por qué el movimiento evangélico que llegó al congreso intenta revertir medidas progresistas como el matrimonio igualitario.

publicado

Esto parece un entrenamiento militar, pero en verdad es un video de la Iglesia Universal.

Reproducción / Via youtube.com

Este video, que muestra una clase de estudio de la biblia con una coreografía muy particular, se hizo viral en febrero en Brasil. Ilustra un movimiento más grande, el de los evangélicos protestantes, del que la Iglesia Universal es solo una parte minoritaria.

En Octubre, muchos conservadores religiosos ganaron las elecciones, y son parte de una coalición que controla el congreso.

Fieles a sus convicciones, procuran cambiar algunas medidas que fueron interpretadas como conquistas claves para la comunidad LGBT en el país, como el matrimonio igualitario aprobado en 2013, apoyado hasta por la misma presidenta Dilma Rousseff.

"Fundamentalismo religioso"

Así lo definió Jean Wyllys, el único miembro del congreso de Brasil que contó abiertamente ser gay.

Dijo que los evangélicos protestantes representan la amenaza de un "fundamentalismo religioso", que es casi tan peligroso como el "fundamentalismo islámico" y que:

"Amenaza la libertad individual, la diversidad sexual y la cultura secular en Brasil".

Publicidad

La Iglesia Universal, una parte minoritaria de este movimiento evangélico protestante, se fundó hace 37 años. Tiene más de 8 millones de adherentes en Brasil, y millones más en países como Argentina, Angola y Estados Unidos.

Su fundador y patriarca, Edir Macedo, cree en una especie de "prosperidad teológica" que sugiere que los fieles son recompensados con riqueza, y los entusiasma para que den regalos ostentosos a la iglesia.

Macedo tiene una fortuna estimada de mil millones de dólares, y gran parte proviene de su red de televisión Rede Record, la segunda cadena más grande en Brasil.

Hay varios rumores que dicen que controla el partido republicano en Brasil, un partido pequeño que se fundó en 2005 con el liderazgo de su sobrino, senador y obispo Marcelo Bezerra Crivelli. El partido, de todos modos, mantiene su independencia y es secular.

Los miembros del movimiento evangélico protestante, según datos de censos, son más del 22% de la población de Brasil.

En un país en donde el 90 % de la población era católica en 1970, esto puede cambiar en un futuro cercano, lo que hace que la comunidad LGBT tenga miedo, porque los evangélicos que son parte de esta religión no son pro-gay, para nada.

"Somos más de 50 millones de evangélicos que vamos a la iglesia, de ahí proviene nuestro poder," dijo el pastor Silas Malafaia, de una iglesia que pertenece a las Asambleas de Dios, uno de los cultos evangélicos más grande de Brasil. .

Lester Feder / Via BuzzFeed News

Pastor Silas Malafaia.

Malafaia contribuyó con $31.000 dólares en la campaña de Sostenes Cavalcante, el presidente del comité que escribe la ley sobre familias.

"El activismo gay es el movimiento más intolerante de la posmodernidad", dijo Malafaia.

Malafaia también es psicólogo, y varios activistas LGBT trataron de revocar su licencia para ejercer.

Sabías que... Brasil tiene uno de los índices más altos de crímenes anti-LGBT en el mundo.

El departamento dedicado a derechos humanos de la Organización de los Estados Americanos contó 347 ataques o asesinatos de personas LGBT en Brasil solo en el período de un año que termina el 31 de marzo de 2014.

Este post es una versión resumida de su original de Lester Feder en inglés. Para la investigación, colaboraron Alexandre Orrico y Olivia Florencia.

Patrocinado

Every. Tasty. Video. EVER. The new Tasty app is here!

Dismiss