Ir directo al contenido

    Emigrar de Venezuela no es olvidarte de ella

    Y mucho menos es dejarla de querer.

    Emigrar de Venezuela es vivir llamando a tus familiares para asegurarte de que estén bien.

    Carlos Garcia Rawlins / Reuters

    Es enterarte, en esa misma llamada, que no están tan bien como esperabas.

    FEDERICO PARRA/AFP / Getty Images

    De hecho, no están nada bien.

    Carlos Garcia Rawlins / Reuters
    Carlos Garcia Rawlins / Reuters

    Las dos familias de la foto, posan con toda la comida que tienen a disposición en su hogar. De acuerdo al 87% de los venezolanos, el salario es insuficiente para comprar alimentos. Eso sumado a lo difícil que es encontrarlos en los supermercados.

    Emigrar es ir a cualquier sitio y decir muchas veces entre lágrimas: "Venezuela bien podría tener esto, y no lo tiene".

    Jorge Silva / Reuters

    Es enterarte de todo lo que está pasando y sentir cómo apuñalan tu corazón.

    REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

    Es recibir malas noticias y no perder la esperanza.

    Juan Barreto / AFP / Getty Images

    Es no entender cómo alguien puede tener tanto orgullo y sed de poder como para sacrificar a toda una nación, manteniendo una idea que no funcionó.

    AP Photo/Fernando Llano

    Partir de Venezuela no es olvidar de dónde vienes, ni tampoco optar por tener memoria selectiva...

    Daniel CC BY-NC / Via Flickr: danielito311

    Es ayudar como sea a los que están allá.

    Carlos Garcia Rawlins / Reuters

    Es desearle el bien a un país completo con tanta fuerza como si todos fuesen tus hermanos de sangre.

    Juan Barreto / AFP/Getty Images
    FEDERICO PARRA / Stringer

    Dejar la tierra donde naciste es vivir en una añoranza constante.

    Federico Parra / AFP / Getty Images

    Sin embargo, emigrar es solo algo físico.

    Pues tu corazón está palpitando allá.

    Juan Barreto / AFP / Getty Images

    Emigrar de Venezuela no es, ni debe ser, abandonar al país.

    Ariana Cubillos / AP
    JUAN BARRETO/AFP / Getty Images

    Por favor, si emigraste, no te quedes callado. Alza la voz y dile a todos la realidad que vive Venezuela. Contribuye como puedas, pero hoy menos que nunca le des la espalda.

    BuzzFeed Daily

    Keep up with the latest daily buzz with the BuzzFeed Daily newsletter!

    Newsletter signup form