back to top

8 Diferencias al celebrar la Navidad a los 18, 25 y 30 años

Con los años las cosas se ponen mejor. O peor.

publicado

1. Las horas antes de salir de casa:

A los 18: Te cambias de ropa 3254453 veces.

A los 25: Le estás dando los toques finales a tu look, tipo pintarte las uñas con pequeños Santas.

A los 30: Sigues en toalla hasta el último momento y te pones lo primero que encuentras.

media.giphy.com

¿Cómo que hay que salir ya? No, esperen.

2. Tu outfit para la noche:

A los 18: Santa sexy, ¿acaso hay alguna otra opción?

A los 25: Te haces el gracioso pero sin perder el espíritu navideño.

A los 30: Algo cómodo que te permita comer todo lo que quieres.

3. Familiares:

A los 18: Estás listo para divertirte con tus primos y tu tío favorito.

A los 25: La ansiedad de que tu pareja conozca a toda tu familia es demasiada.

media.giphy.com

Y te das cuenta que tu tío favorito en realidad era el tío borracho.

A los 30: No estás preparado para la cantidad de veces que te preguntarán por qué sigues soltero.

4. Regalos:

A los 18: Te ofendes cuando tu familiar distante te regala medias.

A los 25: Esperabas que entendieran que NO quieres medias.

A los 30: ¡SÍÍÍÍÍÍ MEDIAS!

5. Mensajes de texto:

A los 18: Escribes el mensaje que mandarás a las 12 de antemano y apenas las agujas del reloj cambian se lo mandas a tus 3,458 contactos.

cdn2.teen.com

Énfasis en el uso de emojis.

A los 25: Le recuerdas a tu pareja lo mucho que lo quieres en tu cama ya.

tumblr.com

Con muchos emojis, obvio.

A los 30: A nadie, si ya sabes que las líneas van a colapsar y nada se va a enviar.

6. Bebidas:

A los 18: Tomas de todo, pero a escondidas de tus padres para que no te regañen.

A los 25: Solo tomas tu bebida favorita.

A los 30: Te preguntas si el alcohol silenciará la voz de los insoportables hijos llorones de tu prima.

7. Fotos:

A los 18: Selfies, selfies y más selfies.

A los 25: De tu grupo cool de amigos, a darle envidia a todos en Instagram.

A los 30: De tu mascota. Awww.

8. Planes después de las 12:

A los 18: Fiesta descontrolada.

tumblr.com

Wooooooo.

A los 25: Salir con tus amigos más cercanos y tu pareja.

A los 30: ¿Planes? No, mejor irse a dormir.

Celebremos Navidad juntos, no te defraudaremos.