back to top

20 Colecciones que seguro tuviste si eres un millennial

Por que tu infancia sin Hielocos y Pepsilindros no sería la misma.

publicado

1. Hielocos.

No tenías ni idea de qué eran, pero tú los querías tener todos. Fue tanto el boom que tuvieron, que Coca-Cola también sacó una versión alien y por supuesto, los hielocos futboleros. Obvio tu colección no estaba completa sin tu porta hielocos.
elvortex.com

No tenías ni idea de qué eran, pero tú los querías tener todos. Fue tanto el boom que tuvieron, que Coca-Cola también sacó una versión alien y por supuesto, los hielocos futboleros. Obvio tu colección no estaba completa sin tu porta hielocos.

2. Tazos.

therocksteady.com, blogger.com

Desde los originales de los Looney Tunes, hasta la colección de Pokémon. Tú los tenías todos y pasabas el recreo entero jugando con tus amigos. Era horrible cuando perdías, pero nada se igualaba con la gloria de ganarle a tu contrincante.

3. Álbumes de estampitas.

Preferías usar el dinero de tu lunch para comprar los mentados sobrecitos de estampas. Lo mejor era cuando tus amigos también los coleccionaban, porque así podían intercambiarlas y completar más rápido sus álbumes. Todavía tienes ese pequeño trauma de la infancia por no haberlos llenado todos.
blogger.com

Preferías usar el dinero de tu lunch para comprar los mentados sobrecitos de estampas. Lo mejor era cuando tus amigos también los coleccionaban, porque así podían intercambiarlas y completar más rápido sus álbumes. Todavía tienes ese pequeño trauma de la infancia por no haberlos llenado todos.

4. Pepsilindros.

Obviamente los más cool eran los de los Looney Tunes y te sentías el niño más genial de la primaria cuando sacabas tu Pepsilindro para calmar tu sed.
Twitter: @marcomeza

Obviamente los más cool eran los de los Looney Tunes y te sentías el niño más genial de la primaria cuando sacabas tu Pepsilindro para calmar tu sed.

5. Villitas Coca Cola.

Comenzó como una adicción de tu mamá pero terminó convirtiéndose en una tradición familiar. Te sentías un ganador cuando lograbas conseguir todas las villas de la colección… La mejor parte era que sacaban unas diferentes cada año.
chidogachochafa.com

Comenzó como una adicción de tu mamá pero terminó convirtiéndose en una tradición familiar. Te sentías un ganador cuando lograbas conseguir todas las villas de la colección… La mejor parte era que sacaban unas diferentes cada año.

6. Figuras Fantasmic.

Tenías a todos los personajes de Disney que podían salirte en la cajita Sonrics. Sí, amabas los dulces, pero nada se comparaba con ver tu casita coleccionadora llena de todas tus figuritas favoritas.
pbs.twimg.com

Tenías a todos los personajes de Disney que podían salirte en la cajita Sonrics. Sí, amabas los dulces, pero nada se comparaba con ver tu casita coleccionadora llena de todas tus figuritas favoritas.

7. Monstruos de bolsillo.

Aquí si podías demostrar tu nivel de obsesión. Estaba la opción de solo coleccionar las figuritas, pero también podías tener los mini cómics, aprenderte toda la información y puntaje de cada monstruo. Lo máximo era poder conseguir el volcán para poderlos acomodar todos.
blogger.com

Aquí si podías demostrar tu nivel de obsesión. Estaba la opción de solo coleccionar las figuritas, pero también podías tener los mini cómics, aprenderte toda la información y puntaje de cada monstruo. Lo máximo era poder conseguir el volcán para poderlos acomodar todos.

8. Dinosaurios.

Cuando el nene consentido gobernaba el mundo (y no como un meme), Ricolino sacó una colección de figuritas de toda la familia Sinclair que obviamente querías porque no había nada más padre en esa época que tener juguetes de Dinosaurios.
i.ytimg.com

Cuando el nene consentido gobernaba el mundo (y no como un meme), Ricolino sacó una colección de figuritas de toda la familia Sinclair que obviamente querías porque no había nada más padre en esa época que tener juguetes de Dinosaurios.

9. Camioncitos Bimbo.

La memorable colección que hacía que tus abuelitos, tus papás y tus tíos te dijeran un “uy, en mis tiempos así eran los camiones de Bimbo” y luego te soltaran una anécdota de su infancia que te hiciera sentir afortunado de vivir en los 90, donde había Nintendo y computadoras.
blogger.com

La memorable colección que hacía que tus abuelitos, tus papás y tus tíos te dijeran un “uy, en mis tiempos así eran los camiones de Bimbo” y luego te soltaran una anécdota de su infancia que te hiciera sentir afortunado de vivir en los 90, donde había Nintendo y computadoras.

10. Turbo Maniacos.

youtube.com

No eran cualquier colección de juguetes de Sonrics, estos patinaban. Podías subir tus figuritas a sus patinetas personalizadas con stickers y jugar por horas en la calle. La mejor parte era cuando le ponías una moneda de un peso a la ranura de las patinetas para que los personajes hicieran trucos.

11. Colección Rugrats.

Esta estaba más padre que las otras de Sonrics porque algunas de las figuras eran sellitos. Obvio, amabas toda tu colección, pero los sellos tenían un lugar especial en tu corazón.
youtube.com

Esta estaba más padre que las otras de Sonrics porque algunas de las figuras eran sellitos. Obvio, amabas toda tu colección, pero los sellos tenían un lugar especial en tu corazón.

12. Tazas de Disney.

Estaban medio raras, olían chistoso y nunca se les quitaba ese sabor a plástico, pero tú amabas tus tazas de cabezas de personajes Disney y las querías usar todo el tiempo.
fantasiescometrue.com

Estaban medio raras, olían chistoso y nunca se les quitaba ese sabor a plástico, pero tú amabas tus tazas de cabezas de personajes Disney y las querías usar todo el tiempo.

13. Bombiux Cards de los Rugrats.

No solo eran cartitas geniales de una de tus caricaturas favoritas, era un chicle gigante con dibujos de Aventuras en Pañales. No sabías si guardar el chicle o comértelo, porque era muy bonito pero también era delicioso.
i.ytimg.com

No solo eran cartitas geniales de una de tus caricaturas favoritas, era un chicle gigante con dibujos de Aventuras en Pañales. No sabías si guardar el chicle o comértelo, porque era muy bonito pero también era delicioso.

14. Colección Toon Rocks.

Todos tus personajes favoritos de Hanna-Barbera con instrumentos musicales y mucho estilo. Estaban padrísimos y tenían una base como de rompecabezas así que podías armar juntarlos y armar tu banda como tú quisieras.
wolfman zizaña / Via Flickr: 59871247@N06

Todos tus personajes favoritos de Hanna-Barbera con instrumentos musicales y mucho estilo. Estaban padrísimos y tenían una base como de rompecabezas así que podías armar juntarlos y armar tu banda como tú quisieras.

15. Los huevitos del Shampoo Surprise.

Amabas los juguetes que salían adentro de los huevitos, pero lo que más querías era que te salieran los mini lingotes de oro. A veces aplicabas la de usar mucho shampoo para que se acabara rápido y te compraran otra botella.
i.ytimg.com

Amabas los juguetes que salían adentro de los huevitos, pero lo que más querías era que te salieran los mini lingotes de oro. A veces aplicabas la de usar mucho shampoo para que se acabara rápido y te compraran otra botella.

16. Las cucharas que cambiaban de color con la temperatura de la leche.

flickr.com, imgur.com

En aquellos tiempos todavía tenías capacidad de asombro y para ti, estas cucharas eran mágicas. No importaba la marca, (aunque estaban más padres cuando eran de Disney) tú las querías todas.

17. Los juguetes de los huevos Kinder Sorpresa.

Aceptémoslo, antes estaban más bonitas las colecciones de los huevitos Kinder. Había diferentes temáticas y retaban más a tu inteligencia. Te sentías realizado cuando lograbas armar tu figurita como venía en el instructivo.
blogger.com

Aceptémoslo, antes estaban más bonitas las colecciones de los huevitos Kinder. Había diferentes temáticas y retaban más a tu inteligencia. Te sentías realizado cuando lograbas armar tu figurita como venía en el instructivo.

18. Las figuras de El Jorobado de Notre Dame que salían en los cereales Kellogg's.

Te la pasabas comiendo cereal para conseguirlas más rápido; había juguetes muy chidos en las cajas de cereal pero, sin duda, estos eran los mejores.
retrotoys.com.ve

Te la pasabas comiendo cereal para conseguirlas más rápido; había juguetes muy chidos en las cajas de cereal pero, sin duda, estos eran los mejores.

19. Colección "Toon Manía" de Sonrics.

Tenías a los Simpson, los Picapiedra, Popeye y hasta al maguito Sonrics. Todos tus personajes preferidos de la televisión y tus dulces favoritos en una sola caja.
http2.mlstatic.com

Tenías a los Simpson, los Picapiedra, Popeye y hasta al maguito Sonrics. Todos tus personajes preferidos de la televisión y tus dulces favoritos en una sola caja.

20. Y no podían faltar los Sabrivasos.

No sabías qué te gustaba más, el hecho de que cambiaban de color con el agua fría o qué eran de los Tiny Toons. Los usabas para todo y obviamente tenías los cinco.
imgrum.org

No sabías qué te gustaba más, el hecho de que cambiaban de color con el agua fría o qué eran de los Tiny Toons. Los usabas para todo y obviamente tenías los cinco.