back to top

27 Secretos que los ginecólogos nunca te dirán

En serio, no nos importa si te afeitaste las piernas o no.

publicado

Les damos un agradecimiento especial a las ginecólogas que nos proporcionaron información y anécdotas para esta publicación: La Dra. Alyssa Dweck, la Dra. Christin Gillier, la Dra. Elizabeth Dierking, la Dra. Shenali Abeysekera, y la Dra. Stephanie Lum.

Publicidad

3. Cuando comenzamos una charla trivial es para ayudarte a relajar, para poder examinarte lo más rápido e indoloramente posible.

instagram.com / Via Instagram: @ohsewresinating

Hemos encontrado que la mayoría de las veces, la gente relaja los músculos en cuanto conversa sobre algo que le resulta cómodo y familiar. Es por eso que les hacemos preguntas sencillas acerca de ellas mientras estamos haciendo partes del examen que pueden causar incomodidad.

6. Todas nos dicen que se sienten cohibidas por la apariencia y olor de su vagina o de su vulva, PERO todas son distintas.

instagram.com / Via Instagram: @suzanna_scott

Ninguna vulva es igual a otra y por lo tanto no hay una "vulva normal". Algunas tienen labios más grandes, otras labios más pequeños. La apariencia, el olor, el tamaño y el color varían y nos encantaría que las mujeres lo aceptaran en lugar de comprar productos y tratar de afeitarse por allá, lo que las pone en riesgo de infecciones.

7. Pero cuando estamos en reuniones sociales, en realidad no queremos que nos pregunten por todos los tipos diferentes de vulvas y vaginas que nos toca ver.

LogoTV / Via logotv.com

Hay un tiempo y un lugar. Obviamente, esa no es la razón por la que escogimos ir a estudiar por más de ocho años para convertirnos en GINECO-OBSTETRAS.

Publicidad

8. Por cierto, todos nosotros somos cirujanos TOTALMENTE CAPACITADOS. No solamente hacemos exámenes anuales.

ABC / Via seasonofbloom.wordpress.com

Nuestro trabajo no solo consiste en frotis de Papanicolau y en prescripciones de control prenatal. Como ginecólogos, algunos de nosotros llegamos a operar un poco, practicando dos de las cirugías más comunes: Cesáreas e histerectomías.

10. Y muchas veces no sabemos cuándo va a ser nuestra próxima comida.

ABC

Puedes tratar de planificar el día. Pero la verdad es que los bebés muy raras veces llegan puntualmente. Así que a veces pasas un turno completo sin comer, o tratas de devorar una comida tan rápido como puedas entre dos citas o cirugías, porque nunca sabes cuando vas a volver a comer.

12. Y en nuestros teléfonos normalmente tenemos fotos o videos de tumores, bacterias, enormes quistes o úteros.

Paramount Pictures / Via imgur.com

Normalmente son para mostrarles a las pacientes después de concluir la operación lo que extrajimos de ellas . Siempre y cuando no haya una identificación de la paciente, está bien. Y podríamos tener videos de portaobjetos en microscopios mostrando bacterias nadando en un frotis vaginal para mostrarles a las pacientes como son las bacterias.

Publicidad

14. No estamos aquí para juzgar tu historia sexual o tus preferencias; solo queremos que seas sincera con nosotros para poder ayudarte a estar a salvo.

instagram.com / Via Instagram: @bustle

Créenos, oímos de todo. Así que no hay muchas cosas que nos perturben. Todo lo que queremos es que nos digas tanto como sea posible para poder ayudarte a estar sana.

15. Vivimos con el agotamiento como estándar, es decir, siempre estamos cansados.

FOX

No hay restricción en cuántas horas trabajamos o cuándo tenemos que trabajarlas. Algunos turnos son extremadamente largos porque no puedes predecir cómo van a salir las cosas.

16. No es que no nos importe, simplemente no sabemos si tu ETS significa que tu pareja te engañó.

USA Network / Via reactiongifs.com

Cuando recibes resultados positivos para una ETS, sabemos que es perturbador y queremos estar ahí para ti. Pero en realidad no queremos hablar acerca de si tu pareja te engañó o no, porque no hay manera de que podamos darle respuesta a esa pregunta. Solo queremos que tú (y tu pareja) tomen el medicamento.

17. Es muy frustrante cuando los pacientes vienen y nos dicen el diagnóstico que sacaron de internet.

Comedy Central / Via comedycentral.tumblr.com

Fuimos a estudiar y nos entrenamos por largo tiempo para poder examinarte y diagnosticarte. Por favor, no vengas a decirnos que ya sabes el origen del problema por algo que leíste en línea y que solo quieres el tratamiento para eso. Necesitamos examinarte y ver los resultados para estar seguros de qué es lo que realmente está pasando.

Publicidad

18. Encontramos muchos objetos inesperados, a veces extraños, en las vaginas.

youtube.com / Via tenor.co

Los llamamos "cuerpos extraños retenidos". Por favor, por favor, ten cuidado con lo que introduces por ahí. Con frecuencia encontramos tampones olvidados y condones usados. Pero de vez en cuando encontramos canicas, Legos, llaves, etc.

20. Por todo el tiempo que pasamos juntos, nuestros compañeros tienden a convertirse en familia.

instagram.com / Via Instagram: @juanito73

Puede diferir de un lugar a otro, pero hay un enorme sentido de camaradería. Probablemente los vemos más de lo que vemos a nuestras familias.

21. Recibimos muchas llamadas a la mitad de la noche, porque básicamente estamos de turno todo el tiempo.

instagram.com

Hay mucho de este trabajo que no puedes predecir o planificar. Recibimos llamadas de nuestras pacientes, a cualquier hora, preguntando qué significan sus síntomas o diciendo que creen que rompieron fuente. Pero aunque hayamos estado despiertos toda la noche, de todas maneras tenemos que atender las citas de la mañana como estaba programado.

22. Y nuestros días a veces pueden ser una mezcla de exámenes anuales, cirugías y partos.

Universal Pictures / Via giphy.com

Nuestro programa de actividades es diferente cada día. Podemos tener una cirugía programada para la mañana y después regresar al consultorio esa tarde para hacerles los exámenes a las pacientes o revisar los resultados de pruebas con ellas.

Publicidad

23. Queremos que la gente comprenda que los exámenes pélvicos no son lo mismo que los frotis de Papanicolau.

HBO

Así que aunque no te toque un frotis de Papanicolau, deberías ir a ver a un ginecólogo para un chequeo y un examen pélvico una vez al año.

(Las recomendaciones pueden variar según la edad y la historia médica, pero el Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos recomienda exámenes pélvicos anuales para todas las mujeres a partir de los 21 años).

24. Es imposible para nosotros no ser afectados por nuestro trabajo.

instagram.com / Via Instagram: @berkemokten

Muchos de nosotros ingresamos a este campo porque deseamos cuidar a las mujeres. Nos interesamos increíblemente en nuestras pacientes y nos encanta verlas progresar y criar a sus familias. Sí, a veces nos emocionamos después de ver a algunas pacientes. Lloramos de felicidad y lloramos por aflicción. Solo que encontramos nuestro momento apropiado para hacerlo.

27. Y sinceramente, realmente queremos verte una vez al año.

instagram.com / Via Instagram: @plannedparenthood

No puedes saber qué tan sana estás por allá abajo desde afuera, y a veces el hacerte los exámenes anuales te puede salvar la vida. Queremos contestar tus preguntas si algo parece extraño, proporcionarte el control de fertilidad e información sobre cómo usarlo, si la requieres y asegurarnos de que todo está en óptimas condiciones por allá abajo. Es solo un poquito de tu tiempo pero siempre valdrá la pena.

Este post fue traducido del inglés.

Every. Tasty. Video. EVER. The new Tasty app is here!

Dismiss