back to top

15 Personas comparten lo que hicieron para que por fin les gustara el ejercicio

En realidad, hacer ejercicio puede ser (supuestamente) divertido.

publicado

Preguntamos a miembros de la comunidad de BuzzFeed qué hicieron para que les empezase a gustar hacer ejercicio este año.

Hubo muchas experiencias interesantes y consejos.

Esto es lo que respondieron:

1. Utiliza tu momento en la caminadora para ver algo divertido o educativo.

Fox / Via giphy.com

Solía hacer 5 o 10km, pero realmente quería desafiarme con medios maratones o con maratones completos. Esto quería decir que mis ejercicios normales en la cinta de correr en invierno durarían unas 2,5-4 horas, una franja de tiempo que puede resultar muy aburrida rápidamente.

2. Prueba el "roller derby" (u otro deporte de equipo).

@gothamgirlsrollerderby_nyc / Via instagram.com

Me apunté al curso de novatos de mi liga local de roller derby. El roller derby es duro, desafiante y requiere que estés en forma, pero también compensa mucho, es divertido y valen muchísimo la pena los moretones. Además, es un deporte sociable, así que si no te gusta ir al gimnasio porque puede ser un poco solitario, ¡te sugeriría probar en un equipo deportivo!

submarijn

3. Apúntate a una carrera de obstáculos.

@tough_mudder / Via instagram.com

Tenía como meta correr mi primera carrera de obstáculos y ganar la trifecta de la Spartan Race. Acabé haciéndola, lo que me produjo una sensación increíble.

rebeckaj2

Publicidad

4. Sigue haciendo tus ejercicios y haz tus cuentas para recordarte a ti mismo que en realidad te estás dando la paliza.

@gympadfitness / Via instagram.com

Este año, pretendí ser más responsable no solo anotando cada ejercicio, sino también haciendo un seguimiento diario de lo que hacía y dividiéndolo entre el número total de días del año hasta la fecha. El objetivo es mantener cerca de un 50 %. Esto me ayudó a ser más constante, y el ejercicio es cada vez más divertido cuando se hace constantemente. Mi cuerpo está más preparado y listo. Cuando tenía que tomarme unos días libres, el primer ejercicio que hacía a la vuelta me dejaba inmóvil a veces, y es muy difícil volver a la rutina.

Además, dejar siempre mi bolsa en el auto para hacer ejercicio después del trabajo hacía maravillas para ejercitarme y superarme. Me dio mucho tiempo para otras cosas.

mrctheamazing

5. Prueba el boxeo, el jiujitsu o las AMM.

buzzfeed.com

Me instruí para me gustase el ejercicio a través del boxeo. Golpear mi frustración y rabia diaria en el saco pesado me hizo sentir de forma increíble. El gusto se convirtió en amor cuando comencé a aprender la técnica adecuada. Ahora soy una boxeadora de competición y gané mi primer cinturón como principiante el verano pasado.

Practico yoga, kickboxing, jiujitsu y muay thai para los ejercicios con máquinas. Estoy obsesionada. A raíz del boxeo, encontré mi pasión por estar en forma y amar el ejercicio.

nerissat86

6. Encuentra una clase en la que los entrenadores noten si no apareces.

buzzfeed.com

Me apunté a un gimnasio que ofrecía una clase de entrenamiento militar. Empecé a sentirme responsable cuando los instructores ya me conocían, porque sabían cuándo faltaba. También añadieron una clase a las 5am durante un mes o así tras apuntarme, lo que hizo que no tuviera excusas para no ir después del trabajo a las 6pm o antes a las 5am.

¡Conocí a gente muy alentadora a través de esta experiencia y eso hace que sea mucho más sencillo para mí ir a clase cada día!

kendallb48da3192c

7. Apúntate a un evento benéfico y deja que tu altruismo te motive.

@achillesintl / Via instagram.com

Me apunté a una carrera de 10km para recaudar fondos y luego participé en el desafío de septiembre "sin azúcar" de la Sociedad Canadiense del Cáncer. Sentirte obligado por los demás con el fin de ayudarlos me motivó de una forma que nunca sentí antes.

kelseyanneh

Publicidad

8. Escucha The Hunger Games (u otro audiolibro) mientras haces ejercicio.

@audible_com / Via instagram.com

Cuando dejé de fumar en abril, comencé a correr (tanto para estar en buena forma como para disuadirme de agarrar cigarros de nuevo). Fue muy difícil para mí encontrar motivación para correr y la música no parecía ser de mucha ayuda para continuar cuando comencé (creo que estoy perdiendo el gen del gusto por la música). ¡Me puse audios!

9. Convierte tu trayecto al trabajo en tu ejercicio.

@foldingbike / Via instagram.com

Después de seis años teniendo miedo a la bici (tuve un accidente de ciclismo), visité a mi hermana mayor. Me prestó una de sus bicicletas de repuesto porque, por lo visto, todo el mundo va en bicicleta por el Medio Oeste. Con su ánimo, y un equipo personal alentador formado por mis sobrinas y sobrinos, descubrí lo mucho que extrañaba la bicicleta. En cuanto regresé a Nueva York, me compré una bici. ¡Resulta que la bicicleta también es el modo más rápido de ir por la ciudad y es muy práctico! ¡Gracias, hermanota!

chanl

10. Encuentra un superhéroe que te inspire y sé como él.

DareBee / Via darebee.com

¡La Mujer Maravilla y todos los videos de gente haciendo varios ejercicios de la Mujer Maravilla! Nada me impulsa más para hacer ejercicio que ver a una superheroína tan intensa y a todas esas mujeres tan fantásticas junto a ella.

shelbyr40db68e12

11. Elige una actividad que te parezca más una afición que escoges para hacer y menos una tarea que tengas que hacer.

Allexxandar / Getty Images

Disfrazo mi actividad física y no me ejerzo presión si elijo ser vaga.

Uso la bici o voy andando al trabajo (depende del tiempo), pero cuando no hago eso, nado tras el trabajo. Ninguno de mis "ejercicios" parece trabajo, ya que los disfrazo como mi medio para ir a trabajar, ¡o como algo divertido! Me compré auriculares sumergibles para nadar, ¡y disfruto con tan solo 30 minutos de piscina cuando puedo! Tus ejercicios deberían ser una afición, algo que te relaje, no una tarea rutinaria.

emiliemlebel

Publicidad

13. Prueba una actividad que te aporte tanto salud mental como física.

@biggalyoga / Via instagram.com

No era mi motivación principal, pero acabó siéndolo para mi salud mental. Nadar me ayudó a sobreponerme de mi trastorno alimenticio, dado que es el único momento del día (aparte de mi hora de terapia semanal) en el cual puedo pensar y centrarme en lo que me ocurre emocionalmente sin distracciones. Fue nadando cuando encontré, por fin, fuerzas suficientes para hablar de cuando abusaron sexualmente de mí cuando era niña y el efecto que tuvo en mi desarrollo y en el mantenimiento de mi trastorno alimentario.

betsy2v

14. Dale una oportunidad al baile en barra.

@poledancemagic / Via instagram.com

Comencé a tomar clases de barra y es muy divertido. Normalmente, me aburro haciendo ejercicio, pero cuando estoy en clase de barra, estoy más centrada en completar el movimiento y no me doy cuenta de lo duro que trabajo al hacer ejercicio. Además, hice muy buenos amigos. Son todo ventajas.

obrac97

15. Prioriza sentirte bien y crea hábitos mejores.

Fizkes / Getty Images

Siento que lo importante es: a) sentirse bien y b) crear hábitos mejores.

Comencé haciendo ejercicio siete minutos cada mañana, luego llegué a los quince y luego a los treinta minutos. Recuerdo que me contaron que las mujeres necesitamos hacer aproximadamente 150 minutos de cardio en una semana (¡que son 20 minutos al día!). Así que esta es la meta en la que estoy trabajando.

También trato de no ser muy dura conmigo misma: me presiono para hacer ejercicio, pero tampoco me enojo conmigo misma si no lo hago. Trato de hacerlo de la mejor manera para celebrar mis logros vs. Me doy una paliza.{/1}

—Sara Yasin, vía correo electrónico

Publicidad

Las respuestas se editaron por cuestiones de extensión y claridad.

¿Quieres aparecer en otras publicaciones similares de BuzzFeed? ¡Sigue a la Comunidad de BuzzFeed en Facebook y Twitter!

Este post fue traducido del inglés.