back to top

Está es la razón por la que duele tanto que te pateen los testículos

Cuando se trata de susceptibilidad a las lesiones, los testículos son una presa fácil.

publicado

Todos sabemos lo mucho que duele ser pateado en los testículos.

New Line Cinema / Via itsyregi.com

O para los testículos soportar cualquier traumatismo similar, ya sea recibir una pelota de fútbol errante con la ingle, un golpe juguetón en los huevos que sale mal o incluso un golpecito suave. Pero, ¿alguna vez te has detenido a pensar por qué? BuzzFeed Health se puso en contacto con el Dr. Seth Cohen, profesor asistente en el departamento de urología en la Universidad de Nueva York y con el Dr. Landorn Trost, profesor asistente de urología y jefe de Infertilidad masculina y andrología en la Clínica Mayo, para entender más acerca de porqué un golpe en los cojones es tan singular y dolorosamente desagradable.

Lo primero que necesitas saber es que los testículos son tan sensibles porque son muy importantes.

Nuestros cuerpos tienen varias formas de asegurarse de que las partes más importantes se mantengan fuera de peligro. Por ejemplo, el cerebro es protegido por el cráneo. Los ovarios, cruciales para la reproducción, están dentro del cuerpo y además están protegidos por el hueso pélvico. Por otro lado, los testículos, que producen esperma y testosterona lo que los hace esenciales para la reproducción, carecen de una armadura protectora como el cráneo y son externos, lo que los hace ~presa fácil~ cuando se trata de susceptibilidad a las lesiones. Pero los testículos tienen algo que el cerebro no tiene: fibras del dolor. Muchas de ellas. Los genitales tienen un gran número de nervios por área de superficie, dice Trost, lo que los hace más sensibles y te permite sentir cosas de forma más discriminada de lo que lo harías en otras partes menos sensibles del cuerpo, como la espalda. Adicionalmente, el cerebro dedica mucho espacio a procesar lo que sienten los genitales, aún a pesar de que son una parte relativamente pequeña del cuerpo. Sólo piensa en qué tan delicadamente puedes tocar los testículos y aún así causar una sensación intensa. Así que, de la misma forma que las cortadas en los labios o los dedos a menudo duelen más que, por ejemplo, un corte en medio de la espalda, "las lesiones en el pene y el escroto son más dolorosas", le dice Trost a BuzzFeed Health.
Twitter: @miguuelmata

Nuestros cuerpos tienen varias formas de asegurarse de que las partes más importantes se mantengan fuera de peligro. Por ejemplo, el cerebro es protegido por el cráneo. Los ovarios, cruciales para la reproducción, están dentro del cuerpo y además están protegidos por el hueso pélvico. Por otro lado, los testículos, que producen esperma y testosterona lo que los hace esenciales para la reproducción, carecen de una armadura protectora como el cráneo y son externos, lo que los hace ~presa fácil~ cuando se trata de susceptibilidad a las lesiones. Pero los testículos tienen algo que el cerebro no tiene: fibras del dolor. Muchas de ellas.

Los genitales tienen un gran número de nervios por área de superficie, dice Trost, lo que los hace más sensibles y te permite sentir cosas de forma más discriminada de lo que lo harías en otras partes menos sensibles del cuerpo, como la espalda. Adicionalmente, el cerebro dedica mucho espacio a procesar lo que sienten los genitales, aún a pesar de que son una parte relativamente pequeña del cuerpo. Sólo piensa en qué tan delicadamente puedes tocar los testículos y aún así causar una sensación intensa. Así que, de la misma forma que las cortadas en los labios o los dedos a menudo duelen más que, por ejemplo, un corte en medio de la espalda, "las lesiones en el pene y el escroto son más dolorosas", le dice Trost a BuzzFeed Health.

Además, los testículos proceden de una tierra muy muy lejana a la ingle (es decir, el abdomen).

BeeTV Being with You / Via youtube.com

Después de darte un golpe en los testículos, puedes tener dolor de estómago o sentir un dolor fuerte atravesando tu abdomen. Una de las razones po esto probablemente tiene algo que ver con el hecho de que los testículos no siempre estuvieron en donde terminan de forma típica, simplemente detrás y por debajo del pene, dice Cohen.

Los testículos de hecho comienzan a desarrollarse en el abdomen, justo por debajo de los riñones. Comienzan a descender justo antes del nacimiento y van recorriendo el camino desde la cavidad abdominal hasta el escroto por medio de un pasaje llamado el canal inguinal y típicamente llegan al escroto para el nacimiento o dentro del primer año de vida. Lo que esto significa es que las fibras nerviosas de los testículos viajan desde el escroto de vuelta hacia el canal inguinal en donde se desarrollaron, en el abdomen. Como resultado, el dolor de una patada en los huevos no se localiza en la ingle, básicamente porque el cerebro piensa que es el abdomen el que está siendo atacado.

También puedes ponerte sudoroso y sentirte aturdido o que se te llenen los ojos de lágrimas o llorar y querer desplomarte en posición fetal.

Universal Pictures / Via reactiongifs.com

Todo esto es parte del gran plan evolutivo que se ha asegurado de que nuestros cuerpos estén programados para asustarse a un nivel sistémico cuando se encuentran con un traumatismo. Algunas personas pueden sentir que se van a desmayar o sentirse aturdidas, débiles, con náuseas o incluso perder el conocimiento. Esto se llama respuesta respuesta vasovagal, dice Trost, y ocurre cuando el par de nervios vagos, que controlan el ritmo cardiaco, la respiración y la presión sanguínea y que son muy sensibles a las respuestas emocionales, son sobreestimulados. La respuesta vasovagal puede ser provocada por muchas cosas: ver sangre, miedo a los traumatismos corporales y, en esta caso, quizá, el dolor intenso.

Aunque no todas las personas tendrán la misma reacción. Es difícil precisar exactamente qué sistemas autonómos se disparan cuando te patean en las pelotas porque los testículos son "complicados desde un punto de vista de los nervios porque tienen múltiples vías distintas, múltiples fuentes de dolor distintas y ocupan un espacio relativamente grande en el cerebro", dice Trost.

Si te golpeas en el área de la ingle, hay unas cuantas cosas que deberías y no deberías hacer.

Después de que te recuperes, aplícate un paquete de hielo en los testículos (pero no directamente; asegúrate de que haya una toalla entre el hielo y tus pelotas). También puedes tomar un analgésico de venta libre, como ibuprofeno. Cohen dice que el dolor debería disminuir en tres o cuatro horas. Dependiendo de qué tan fuerte haya sido la lesión, probablemente el escroto estará adolorido durante tres a cinco días después. Cohen también recomienda evitar el ciclismo, correr y el ejercicio en la parte inferior del cuerpo durante un par de semanas después de la lesión o hasta que el dolor disminuya. Si no dejas que se cure, el dolor y la incomodidad pueden empeorar, así como también la hinchazón, lo que prolongará el proceso de curación, dice Cohen.
reddit.com

Después de que te recuperes, aplícate un paquete de hielo en los testículos (pero no directamente; asegúrate de que haya una toalla entre el hielo y tus pelotas). También puedes tomar un analgésico de venta libre, como ibuprofeno. Cohen dice que el dolor debería disminuir en tres o cuatro horas. Dependiendo de qué tan fuerte haya sido la lesión, probablemente el escroto estará adolorido durante tres a cinco días después. Cohen también recomienda evitar el ciclismo, correr y el ejercicio en la parte inferior del cuerpo durante un par de semanas después de la lesión o hasta que el dolor disminuya. Si no dejas que se cure, el dolor y la incomodidad pueden empeorar, así como también la hinchazón, lo que prolongará el proceso de curación, dice Cohen.

No decidas si ver o no a un doctor con base en que tan fuerte fue el golpe, porque incluso un impacto ligero puede ser dañino si fue en el lugar correcto.

Por ejemplo, un golpecito suave en el epidídimo, el tubo en la parte posterior del escroto que almacena y transporta el esperma podría causar un dolor intenso, dice Trost. Pero hay unas cuantas cosas que tienes que considerar cuando decidas si necesitas ir a la sala de urgencias. El resultado más probable de que te pateen en la pelotas es el dolor y la inflamación, pero en algunos casos la lesión puede ser lo suficientemente grave como para causar una torsión testicular (que es cuando el cordón espermático que provee al escroto con sangre se tuerce y corta el suministro de sangre a los testículos) o una ruptura testicular.Si el dolor no disminuye en unas cuantas horas o está empeorando, deberías ver a un médico. Si el testículo está muy hinchado, rojo y duro al tacto o está negro y azul deberías ir al médico o a la sala de urgencias inmediatamente. Si, después del impacto experimentas "dolor intenso que inició rápidamente" definitivamente es otro signo de que deberías buscar atención médica, dice Trost. Querrás estar al pendiente de cualquier reacción grave por el bien de la salud testicular y la fertilidad.
@cybersnob1 / Via instagram.com

Por ejemplo, un golpecito suave en el epidídimo, el tubo en la parte posterior del escroto que almacena y transporta el esperma podría causar un dolor intenso, dice Trost. Pero hay unas cuantas cosas que tienes que considerar cuando decidas si necesitas ir a la sala de urgencias. El resultado más probable de que te pateen en la pelotas es el dolor y la inflamación, pero en algunos casos la lesión puede ser lo suficientemente grave como para causar una torsión testicular (que es cuando el cordón espermático que provee al escroto con sangre se tuerce y corta el suministro de sangre a los testículos) o una ruptura testicular.

Si el dolor no disminuye en unas cuantas horas o está empeorando, deberías ver a un médico. Si el testículo está muy hinchado, rojo y duro al tacto o está negro y azul deberías ir al médico o a la sala de urgencias inmediatamente. Si, después del impacto experimentas "dolor intenso que inició rápidamente" definitivamente es otro signo de que deberías buscar atención médica, dice Trost. Querrás estar al pendiente de cualquier reacción grave por el bien de la salud testicular y la fertilidad.

Y si te cortas o el golpe rompe la piel, mantente en observación.

Aunque los testículos son muy sensibles, la piel del escroto de hecho es muy resistente; Trost dice que es similar a la membrana entre el pulgar y el índice. Dicho esto, si te cortas el escroto durante un golpe en los genitales o por alguna otra razón (no conocemos tu vida), lava la cortada con jabón y agua (nada muy elaborado) y mantenla seca. También mantenla en observación por si se pone roja o por cualquier signo de pus o bultos más grandes que una espinilla. El escroto está peligrosamente cerca del ano, que es básicamente el palacio del placer para las bacterias, y como los testículos son tan vasculares, las infecciones pueden propagarse de forma super rápida, dice Cohen. Eso, junto con el hecho de que probablemente sólo veas tus pelotas un par de veces al día, significa que si no prestas mucha atención, una infección puede comenzar y propagarse incluso antes de que sepas que la tienes.
Klenger / Getty Images

Aunque los testículos son muy sensibles, la piel del escroto de hecho es muy resistente; Trost dice que es similar a la membrana entre el pulgar y el índice. Dicho esto, si te cortas el escroto durante un golpe en los genitales o por alguna otra razón (no conocemos tu vida), lava la cortada con jabón y agua (nada muy elaborado) y mantenla seca. También mantenla en observación por si se pone roja o por cualquier signo de pus o bultos más grandes que una espinilla. El escroto está peligrosamente cerca del ano, que es básicamente el palacio del placer para las bacterias, y como los testículos son tan vasculares, las infecciones pueden propagarse de forma super rápida, dice Cohen. Eso, junto con el hecho de que probablemente sólo veas tus pelotas un par de veces al día, significa que si no prestas mucha atención, una infección puede comenzar y propagarse incluso antes de que sepas que la tienes.

Anuncio de servicio a la comunidad: considera usar una coquilla u otro equipo protector si practicas deportes.

giphy.com

Aunque muchos atletas competitivos utilizan coquillas durante sus prácticas y juegos, incluso los atletas casuales y por recreación que, por decir, se unan a un juego de soccer en el que cualquier pueda jugar en los fines de semana también debería considerar almohadillas genitales de algún tipo, dice Cohen.

En resumen: proteger los genitales no es sólo para los atletas competitivos.

En conclusión, las pelotas duelen tanto cuando te patean porque son super inteligentes y quieren protegerte.

HBO

¡Así que agradéceles por su servicio (después de que el dolor haya disminuido y recuperes el aliento, por supuesto)!

Este post fue traducido del inglés.