back to top

Estos adolescentes acaban de inventar un condón que cambia de color si tienes una ETS

Se llama S.T.EYE y podría ayudar a prevenir la propagación de enfermedades de transmisión sexual.

publicado

Un grupo de estudiantes de 13 y 14 años de edad, acaba de crear un condón "inteligente" que brilla con diferentes colores si se detecta una enfermedad de transmisión sexual.

Los creadores Muaz Nawaz, Daanyaal Ali y Chirag Shah, de la Academia Isaac Newton de Londres, querían "hacer la detección de nocivas ETS más segura que nunca antes", sin pruebas invasivas.

Su invento, hábilmente nombrado S.T.EYE, les consiguió el premio a la innovación de salud superior en los premios TeenTech de la ciudad, que están destinados a promover la ciencia, la ingeniería y la tecnología en las escuelas. En la competencia, grupos de niños de edades comprendidas entre 11 a 16 años, intentan crear "tecnología para hacer la vida mejor, más simple o más fácil".

Teen Tech Awards

El condón utiliza un indicador incorporado que cambia a un color diferente dependiendo de la bacteria o infección que detecte. Los estudiantes dijeron que puede brillar en tono verde por clamidia, amarillo por herpes, púrpura por el virus del papiloma humano, o azul por sífilis.

Las moléculas en el condón se adhieren a las bacterias de ETS comunes, y haciendo que la anticoncepción tenga una fluorescencia de poca luz.

"Queríamos crear algo que hiciera la detección de nocivas ETS más segura que nunca antes, de modo que las personas puedan tomar medidas inmediatas en la intimidad de sus propios hogares sin los invasivos procedimientos con los médicos", dijo Ali de 14 años de edad. "Nos aseguramos de poder dar tranquilidad a los usuarios y asegurar que las personas puedan ser aún más responsables que nunca antes".

Otras participaciones principales incluyeron un gancho de pelo con Wifi que cambia de color de acuerdo a tu ropa, y zapatos deportivos que pueden cargar aparatos electrónicos.

Los inventores en la competencia
Teen Tech Awards

Los inventores en la competencia

El premio de los chicos es de £1,000 y un viaje al Palacio de Buckingham para los prometedores inventores, donde se les otorgará su premio.