48 Trucos de cocina de Internet que son una verdadera maravilla

    Estos consejos van a cambiar tu forma de cocinar... y de vivir.

    ¿Estás preparado para ahorrar tiempo en la cocina y mejorar tu cocina casera? Sigue leyendo. 👀

    1. Haz que los huevos pochados sean los más fáciles de hacer en el microondas.

    Jesse Szewczyk/BuzzFeed

    En mi opinión, pochar es el método de cocción de huevos más difícil de dominar. Si te pone nervioso que los huevos se deshagan en una olla de agua hirviendo, prueba pocharlos en el microondas.

    Lee más: cómo pochar huevos en el microondas

    2. O hazlos en bolsas de plástico para mantener las claras juntas.

    Jesse Szewczyk/BuzzFeed

    Forra una taza o un recipiente pequeño con papel de plástico, úntalo con un poco de aceite, rompe un huevo en la taza, luego junta los lados del papel de plástico y retuércelo para formar una bolsa. Este método, más fácil que el pochado tradicional, garantiza que los huevos se queden juntos cuando los metas al agua hirviendo.

    Lee más: Cómo pochar huevos en bolsas de plástico

    3. Asa el pescado sobre rodajas de limón para evitar que se pegue.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Cocinar el pescado —como el fletán, el pez espada o el salmón— en la barbacoa tiene un sabor delicioso, pero a mí siempre se me pega el pescado a las rejillas de la parrilla. Para evitar que se pegue, corta un limón y pon las rodajas de limón encima de la parrilla, abajo del pescado. Después, asa el pescado como lo harías normalmente.

    Lee más: Cómo evitar que el pescado se pegue a la parrilla

    4. Congela la mantequilla, el ajo y el jengibre antes de rallarlos.

    Christine Gallary via The Kitchn / Via thekitchn.com

    Si una receta requiere mantequilla, ajo o jengibre rallados, intenta congelar estos ingredientes (aunque sea solo 20 minutos) antes de pasarlos por un rallador. Hace que el proceso sea mucho más fácil.

    Lee más: 18 trucos de cocina que te van a hacer decir: "¿Cómo es que nadie me dijo esto antes?"

    5. Y congela las cebollas antes de cortarlas para que no te lloren los ojos.

    Taylor Miller / BuzzFeed

    Probé un montón de trucos para ver cuál era el más eficaz para evitar que lloren los ojos y congelar las cebollas antes de cortarlas fue claramente positivo. Mete las cebollas en el congelador por solo 15 minutos antes de cortarlas y apenas se te va a salir una lágrima.

    Lee más: Descubrimos la mejor manera de cortar cebollas sin que lloren los ojos

    6. Congela las especias en bandejas de hielo para tenerlas siempre a mano.

    Faith Durand via The Kitchn / Via thekitchn.com

    Otro gran truco de congelación: si tienes hierbas frescas que se van a echar a perder, córtalas y congélalas en bandejas de hielo con aceite de oliva. Solo tienes que descongelarlas en el microondas o en una sartén cuando necesites especias para cocinar.

    Lee más: cómo conservar las especias que te sobran

    7. Prepara waffles keto más saludables con proteína en polvo, claras de huevo y plátano machacado.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Los waffles se suelen hacer con harina, huevos enteros, leche y aceite vegetal, así que hasta que lo probé de manera diferente por mí misma. Nunca hubiera creído que se pudieran hacer waffles realmente ricos solo con proteína en polvo, claras de huevo y puré de plátano. ¡Resulta que estos waffles bajos en carbohidratos y llenos de proteínas son realmente deliciosos! Son crujientes por fuera, húmedos y esponjosos por dentro y saben a masa de verdad a pesar de no contener harina.

    Lee más: Cómo hacer gofres proteicos milagrosos

    8. Hierve una docena de huevos a la vez en el horno.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Este truco es especialmente útil si vas a hervir huevos en una gran tanda o si vas a preparar una comida. Solo tienes que colocar un huevo en cada hueco de un molde para cupcakes y hornearlos a 162 ºC. Dependiendo del tiempo que los cocines, puedes hornear huevos con un sabor suave, medio o duro.

    Lee más: Cómo "cocer" huevos en el horno

    9. Prepara piñas coladas tropicales con solo tres ingredientes.

    ¿Se te antoja un cóctel helado que te transporte mentalmente a una isla tropical? No te preocupes. Estas piñas coladas de tres ingredientes no pueden ser más fáciles... y además tienen un sabor increíble. Solo necesitas ron, leche de coco entera y trozos de piña congelada. Mételo todo en una licuadora con más hielo y listo.

    Lee más: Cómo hacer las piñas coladas más fáciles en casa

    10. Hierve la pasta directamente en la salsa a base de crema.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Este truco de pasta en una sola olla es revolucionario. Ni siquiera tienes que esperar a que hierva el agua. Solo tienes que calentar el aceite de oliva y el ajo en un sartén o cacerola grande, agregar el caldo de pollo, la mantequilla, la leche (o la crema) y la pasta, hacerlo hervir y cocinar hasta que la pasta esté al dente. El resultado: una pasta alfredo que exige un esfuerzo mínimo.

    Leer más: Diez trucos brillantes con la pasta que realmente funcionan

    11. Calienta la calabaza en el microondas para que sea más fácil de cortar.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Cortar una calabaza entera es uno de mis mayores temores en la cocina. Cada vez que iba a cortar un calabaza espagueti, me imaginaba cortándome el dedo; HASTA que aprendí este truco práctico para ablandar la calabaza en el microondas. Puedes hacerlo con cualquier tipo de calabaza, como la bellota, la delicata, la moscada o la espagueti. Usa un cuchillo para hacer unas hendiduras alrededor del exterior de la calabaza y luego caliéntala en el microondas por cinco minutos. Sácala del microondas y estará ligeramente ablandada y fácil de cortar.

    12. Haz tortitas sin harina con solo tres ingredientes.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Esta es una de esas recetas milagrosas que parecen demasiado buenas para ser verdad... pero que realmente funcionan. La masa de las tortitas se hace simplemente con puré de camote, huevos y canela molida. Ponla en una plancha o sartén antiadherente con un poco de ghee o mantequilla y vas a tener unas tortitas deliciosas. Asegúrate de cocinarlas unos tres minutos por cada lado hasta que estén completamente hechas y esponjosas por dentro con una bonita capa crujiente por fuera.

    Lee más: Cómo hacer tortitas convenientes de tres ingredientes

    13. Congela tus proteínas antes de cortarlas para hacer rodajas limpias y uniformes.

    Getty Images

    Es mucho más fácil cortar las proteínas de forma fina y uniforme cuando están frías. Digamos que vas a cortar pechuga de pollo o bistec de falda para un salteado, prosciutto para envolver algo como camarones, vieiras o tocino. Pon esa proteína en el congelador por solo 20 minutos antes de empezar a prepararla y se va a notar una gran diferencia.

    14. Prepara pollo con ajonjolí para llevar en tu freidora de aire (sin necesidad de aceite).

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Cuando probé por primera vez esta receta, quise gritarlo a los cuatro vientos. Sabe tan bien como tu pollo con ajonjolí de restaurante favorito, pero el pollo se cocina en la freidora de aire (lo que significa que no hay que freírlo en mucho aceite). Mezclado con salsa de ajonjolí, el resultado final es pegajoso y dulce y sigue teniendo un sabor totalmente placentero.

    Lee más: Por fin tengo una freidora de aire y ha cambiado totalmente mi forma de cocinar

    15. Ponle salsa de soja a prácticamente cualquier plato salado para potenciar su sabor.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    La salsa de soya está llena de umami, lo que significa que puedes ponerla a casi cualquier cosa salada: en adobos, sobre vegetales asados, en sopas y guisos, ¡bueno!, incluso mezclada con mantequilla y rociada en palomitas.

    Lee más: Este ingrediente de la despensa mejora seriamente las palomitas de microondas

    16. Convierte la yaca enlatada en un sustituto sin carne del cerdo desmenuzado.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Siempre busco formas creativas de cocinar recetas satisfactorias sin carne y la yaca a la BBQ es una de las mejores comidas a base de plantas que he encontrado en Internet. Cocinada a fuego lento en tu salsa favorita y desmenuzada, la yaca adquiere el sabor y la textura del cerdo desmenuzado.

    Lee más: Cómo hacer hamburguesas de yaca a la BBQ

    17. Haz espirales con las salchichas antes de asarlas para que queden uniformes.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Si te gustan las salchichas bien carbonizadas, te va a encantar este truco para asar en verano. En lugar de ponerlas en la parrilla, utsaa una brocheta de madera y un cuchillo de emparejar para hacerlas espirales. Luego, saca la brocheta y úsala normalmente en la parrilla, dándole varias vueltas para que la superficie se carbonice uniformemente. La salchicha con espiral queda más crujiente por fuera y los cortes sirven como pequeños huecos perfectos para tus condimentos. Pero los trucos para asar no acaban ahí.

    Lee más: 13 trucos infravalorados para asar a la parrilla que te hubiera gustado conocer antes

    18. Utiliza crema agria en lugar de leche para los macarrones con queso de caja.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    La mayoría de los macarrones con queso envasados requieren unas cuantas cucharadas de leche, pero prueba cambiar la leche por crema agria. El resultado es aún más sabroso y cremoso.

    19. Ponle un chorrito de aceite de oliva al agua de la pasta para evitar que se pegue.

    Fabrizio Fadda / Getty Images

    Este truco es especialmente útil para la pasta casera, que muchas veces se apelmaza. Ponle un chorrito de aceite de oliva al agua de la pasta antes de hervirla para que los fideos no se peguen.

    20. Cubre el pan de tu sándwich de queso a la parrilla con mayonesa antes de freírlo.

    BuzzFeed, Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    No hay nada como un sándwich de queso a la parrilla con un pan crujiente y dorado y con queso fundido. Para conseguir la máxima textura crujiente, prepara tu sándwich de queso a la plancha y unta un poco de mayonesa en la parte exterior del pan. Al freír el sándwich en mantequilla, la mayonesa le da ese toque extra.

    Lee más: Este es el ingrediente secreto para un sandwich de queso a la plancha perfecto

    21. Utiliza aceite o spray de cocina antiadherente cuando midas ingredientes pegajosos.

    Brycia James / Getty Images

    Si estás midiendo ingredientes pegajosos como la miel, la salsa teriyaki, la crema de cacahuate o el tahini, cubre la taza o la cuchara medidora con un poco de aceite de oliva o spray antiadherente para cocinar. Ayudará a que los ingredientes pegajosos se deslicen directamente.

    22. Utiliza uvas congeladas para enfriar el vino sin aguarlo.

    Taylor Miller / BuzzFeed

    ¿Se te olvidó enfriar el vino? En lugar de aguarlo con cubitos de hielo, ponle unas cuantas uvas congeladas (o realmente cualquier fruta congelada) a tu copa. Las uvas van a enfriar el vino rápidamente sin alterar su sabor ni diluirlo.

    Lee más: Cómo enfriar el vino rápidamente sin diluirlo

    23. Calienta la bandeja del horno antes de asar cualquier cosa, desde el salmón hasta los vegetales.

    Pierce Abernathy/BuzzFeed

    Mantén la bandeja en el horno mientras se precalienta. Asar ingredientes como el brócoli, los filetes de salmón, el camote o las salchichas de pollo en una superficie precalentada no solo acelera el tiempo de cocción, sino que hace que los alimentos queden más crujientes y sabrosos.

    24. Usa café en los productos horneados de chocolate para potenciar su sabor.

    Getty Images

    Para potenciar el sabor de tus brownies, por ejemplo, ponle una cucharada de café fuerte o espresso. Hará que el rico sabor a chocolate sea aún más intenso.

    Lee más: Este ingrediente mejora al instante la premezcla para brownies

    25. Usa maicena para conseguir los huevos revueltos más cremosos.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Ponle un poco de maicena (o si lo prefieres, crema agria) a tus huevos batidos. Luego, cocínalos en un poco de mantequilla a fuego lento para conseguir los huevos revueltos más cremosos.

    Lee más: Los trucos de cocina más inesperados que he aprendido este año

    26. Revuelve una yema de huevo directamente en la pasta cocida para conseguir la carbonara más fácil.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Esta puede que sea la receta de pasta más sencilla y más amable que se puede hacer en 15 minutos. Para hacer la carbonara clásica, hay que batir las yemas de huevo y el parmesano para hacer una salsa a base de huevo, pero en esta versión abreviada, solo tienes que sacar la pasta del fuego, romper una yema de huevo encima y mezclarlo todo. ¡Fácil y delicioso!

    Lee más: Esta carbonara sencilla es la forma más fácil y deliciosa de comer pasta

    27. Congela el aguacate en rodajas en papel para hornear.

    Foodtastic mom / Via oodtasticmom.com

    Si (por alguna razón) resulta que te sobra aguacate, puedes congelarlo en mitades, rodajas o trozos para no tener que volver a desperdiciarlo. Solo tienes que congelar el aguacate en papel para hornear y luego pasarlo a una bolsa de congelación.

    Lee más: 13 útiles trucos que todo amante del aguacate debe conocer

    28. Haz pizza rapídisimo con una tortilla de harina.

    Farrah Penn/BuzzFed

    A todo el mundo le gusta la pizza, ¿no? Pues este truco te permite preparar esta deliciosa comida en un abrir y cerrar de ojos, incluso si no tienes masa de pizza a mano. Empieza con una tortilla de harina y caliéntala en una sartén. Agrega tus ingredientes favoritos para la pizza y luego hornéala o ponla en la sartén hasta que esté crujiente y derretida.

    Lee más: Este truco de la pizza de tortilla de TikTok sabe increíble

    29. "Asa" el ajo en el microondas en solo unos minutos.

    Faith Durand/The Kitchn / Via thekitchn.com

    No hay nada como un pan crujiente bañado en ajo asado. Aunque se tarda alrededor de una hora en asar el ajo en el horno, puedes conseguir un efecto muy similar con tu microondas. Recorta la cabeza de un ajo y ponla en un tazón aptoo para microondas con dos cucharadas de agua, un chorrito de aceite de oliva y una pizca de sal. Mételo en el micro durante ocho minutos hasta que esté blando, y luego quítale la piel del ajo.

    Lee más: Cómo asar ajos en el microondas

    30. ¡No tires el agua sobrante de la pasta!

    Getty Images

    Puede que tengas la tentación de colar la pasta y tirar el agua sobrante, pero esa agua de pasta almidonada, turbia y salada es como oro líquido en la cocina. Vuelve a poner un poco del agua a tu salsa de pasta para realzar el sabor, úsala para cocer alubias o incluso para hacer pan casero y focaccia.

    31. Añade una pizca de mostaza a los macarrones con queso para realzar su sabor.

    Hannah Loeentheil/BuzzFeed

    Cuando hagas macarrones con queso desde cero, incorpora algún tipo de mostaza a tu salsa de queso (mostaza en polvo, mostaza amarilla o Dijon, todas sirven). La acidez de vinagre de la mostaza atenúa los ingredientes más pesados y crea un sabor más equilibrado. El resultado final son unos macarrones con queso muy cremosos y ricos, con un poco de sabor y complejidad. El sabor picante de la mostaza realza totalmente el sabor de cualquier queso que utilices.

    Recetas: Ponle siempre este condimento a tus macarrones con queso

    32. Convierte un paquete de condimento de ramen instantáneo en una salsa gourmet.

    Taylor Miller/BuzzFeed

    Hay muchas formas de producir un paquete de ramen instantáneo, pero mi versión favorita viene de un video de TikTok. En lugar de hervir la sopa básica de ramen, utiliza tanto los fideos como el paquete de condimentos para hacer un salteado de ramen. Combina el paquete de condimentos con lo que tengas a mano, como salsa de soya, aceite de ajonjoí, Sriracha, ajo y jengibre. Cuece el ramen y mételo en un plato de fideos.

    Lee más: Este truco de ramen de TikTok es una verdadera revolución

    33. Congela paquetes individuales de frutas y vegetales para hacer licuados para llevar.

    BuzzFeed

    En lugar de comprar constantemente productos frescos para tu licuado matutino, prepáralo tú mismo y haz pequeñas bolsitas para el congelador que contengan tu combinación favorita de frutas y vegetales. Cuando estés listo para hacer un licuado, simplemente pon los productos congelados previamente cortados a tu licuadora con leche o yogurt.

    34. Usa toallas de papel húmedas para enfriar rápidamente el vino y la cerveza.

    Taylor Miller/BuzzFeed

    Cuando necesites enfriar rápidamente el vino o la cerveza (o cualquier otra bebida embotellada), envuelve la botella en un paño de papel o de cocina húmedo. Coloca la botella envuelta en el congelador y después de unos siete minutos, va a estar helada.

    Lee más: Así se enfría rápidamente una botella de vino cuando estás en apuros

    35. Madura un aguacate en solo diez minutos en el horno.

    Gyan Yankovich

    Si tienes un aguacate poco maduro que quieres utilizar, no te preocupes. Solo tienes que envolver el aguacate en papel de aluminio y hornearlo a 93ºC durante unos diez minutos, ¡hasta que esté blando y como te gusta!

    Lee más: Probé el truco de diez minutos del que todo el mundo está hablando para hacer madurar los aguacates.

    36. Bate queso cottago o queso crema en un procesador de alimentos para hacer un sustituto del requesón.

    The Kitchn / Via thekitchn.com

    Igual y estás preparando una lasaña o un plato de pasta al horno que requiera requesón, pero no tienes este ingrediente a mano. Aquí tienes un pequeño y divertido truco: agarra el queso crema o queso cottage comprado en la tienda y pásalo por la batidora o el procesador de cocina durante dos minutos. Quedará batido, esponjoso y perfecto para utilizarlo en tu receta en lugar del queso ricotta o requesón.

    37. Prepara la pasta sin cocer en el horno directamente en su salsa.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Para obtener la mejor pasta al horno, puedes empezarla sin cocer. Solo tienes que agarrar tus fideos favoritos (en este caso es mejor la pasta tubular, como los penne o los rigatoni), cubrirlos con salsa y un poco de agua, y cocerlos en el horno cubiertos con papel de aluminio, sin necesidad de hervirlos.

    Lee más: Esta pasta al horno es tan fácil que ni siquiera tienes que hervir el agua

    38. Congela la fruta y la bebida en cubitos de hielo para conseguir una sangría fácil.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Sea invierno, primavera, verano u otoño, me encanta hacer sangría. Entonces después de ver estos cubitos de hielo de fruta y alcohol en Pinterest, siempre hago una tanda para tenerla a mano cuando necesite sangría. Simplemente corto mi fruta favorita, como fresas y duraznos y la congelo en moldes de cubitos de hielo con un poco de Cointreau, Triple Sec o brandy. Cuando estoy preparada para hacer sangría, pongo uno o dos cubitos de hielo en un vaso y lo cubro con vino.

    Lee más: Estos cubitos de hielo para sangría cambiarán tu forma de hacer cócteles en casa

    39. Haz pan sin amasar con solo cuatro ingredientes.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    Antes de empezar a hornear, me intimidaba de sobremanera la idea de hacer pan desde cero. Pero esta receta milagrosa para hacer pan sin amasar con cuatro ingredientes me hizo cambiar de opinión. Al principio, pensé que la receta era demasiado buena para ser verdad... pero sale tan perfecta como promete. El pan tiene una capa exterior extremadamente crujiente y un interior airoso, cálido y con buena migaja.

    Lee más: Esta receta de pan sin amasar me dejó sin palabras

    40. Convierte cualquier mezcla de pastel en masa de galletas con huevos y aceite.

    Amazon, Getty Images

    Con unos simples ingredientes extras, puedes convertir literalmente cualquier mezcla para pasteles en galletas. Sigue esta proporción general: 1 mezcla de pastel de caja + 1/2 taza de aceite vegetal + 2 huevos grandes. Pruébalo con red velvet o una mezcla básica de pastel amarillo o de chocolate.

    Lee más: 16 formas increíbles de hacer galletas de verdad con la mezcla para pasteles

    41. Ponle mayonesa a la mezcla para pasteles en caja para que quede sumamente húmeda.

    Melissa Harrison/BuzzFeed

    Uno de los mejores trucos de repostería que he encontrado es este truco para convertir la mezcla para pasteles envasada en un postre exquisito, húmedo y sofisticado con la ayuda de un ingrediente secreto: la mayonesa. Prueba siguiendoesta receta para preparar cualquier mezcla para pasteles envasada, que necesita una taza de mayonesa además de vegetales y huevos.

    Lee más: 23 trucos de repostería que de verdad funcionan

    42. Hornea los huevos en una bandeja para hacer rollos o cuadros en grandes cantidades.

    Matthew Johnson/Tasty

    Tal vez estés cocinando huevos para una familia, para una comida, o simplemente te estés preparando una comida. En cualquier caso, prueba a hacer huevos en la sartén. Solo tienes que batir los huevos en un bol, agregar tus ingredientes favoritos para tortillas y extender la mezcla de huevos en una bandeja de horno engrasada. Hornéala durante 15 minutos a 232˚C y córtala.

    Lee más: Cómo hacer huevos a la sartén para ahorrar tiempo

    43. Cuece los almidones en consomé o caldo en lugar de agua.

    Getty Images

    Esto puede parecer demasiado sencillo, pero cocinar almidones como el arroz, el cuscús, la quinoa, el faro o incluso las papas en un líquido distinto del agua los hace mucho más sabrosos. La próxima vez, prueba a hacer el arroz en caldo de pollo o a hervir las papas en leche.

    44. También puedes utilizar camotes, calabaza y leche de coco para obtener unos macarrones con queso totalmente libres de lácteos.

    Hannah Loewentheil/BuzzFeed

    O si no tienes productos lácteos, prueba esta receta que lleva leche de coco, puré de calabaza y camote asado para hacer una alternativa realmente parecida a la leche y el queso.

    Lee más: Así es como saben realmente las populares recetas "milagrosas" sin carne y sin lácteos

    45. ¡No desperdicies los restos de verduras! Guárdalos y conviértelos en caldo.

    Minimalist Baker / Via minimalistbaker.com

    Nunca tires las sobras de vegetales, aunque creas que son solo restos. En vez de eso, guarda esas sobras en el congelador hasta que se acumulen. Entonces vas a poder convertirlas en un sabroso y abundante caldo que sabe mucho mejor que el comprado en la tienda.

    46. Utiliza una lata de sopa para convertir cualquier molde viejo en un molde para roscas.

    Tasty / Via tasty.co

    Confesión: nunca he tenido un molde para roscas. De vez en cuando, cuando una receta lo requiere, pongo una lata de sopa en el centro de un molde normal y lo lleno de arroz crudo o frijoles secos. Ahí lo tienes: un molde improvisado para una rosca.

    47. Añade pudín a una masa para tener galletas muy flexibles.

    Michelle No/BuzzFeed

    Si te gusta morder una galleta caliente y chiclosita, este truco es para ti. Mezcla un poco de pudín de vainilla en la masa de las galletas hasta que se combinen y luego hornéalas como lo harías normalmente. Las galletas finales van a tener ese "no sé qué" extremadamente pegajoso.

    Lee más: Este truco para hacer galletas es casi una maravilla

    48. Haz la salsa de pasta casera más cremosa con tomates, aceite de oliva y queso feta.

    BuzzFeed

    Por último, pero no menos importante, puedes agradecer a TikTok este truco viral para la pasta que es una auténtica revolución. Mezcla tomates y aceite de oliva en una charola para hornear, ponle un buen trozo de queso feta y hornéalo hasta que esté cremoso y derretido. Agrega la pasta cocida, revuélvela y cómetelo.

    Lee más: Esta receta de pasta es tan increíble que provocó escasez de queso feta en Finlandia, entonces la probamos

    ¿Conoces algún truco de cocina increíble que no se haya mencionado? ¡Cuéntanos sobre ella en los comentarios a continuación!

    Este post fue traducido del inglés.

    ¿Quieres recibir contenidos para sentirte cada vez mejor?

    ¡Suscríbete a nuestro newsletter de Estilo y Bienestar!

    Newsletter signup form