16 Cosas que la gente le hacía a su cuerpo en el pasado que son aterradoras y asquerosas al mismo tiempo

    ¡¿Quién diría que la pipí era un producto digno del santo grial?!

    1. Los antiguos romanos se limpiaban el trasero con una esponja en un palo, algo que no sonaría tan mal si no fuera porque el palo era de uso comunitario.

    BBC

    El tersorium era esencialmente una esponja marina unida a un palo de madera, y los usuarios lo sumergían en un balde con vinagre a fines de "esterilizarlo" para la siguiente persona.

    2. Sin embargo, quienes no podían pagar los lujosos palos de esponja tuvieron que arreglárselas limpiándose con piezas de cerámica desechadas.

    BBC

    Los fragmentos de vasijas rotas de vino y aceite eran lo mejor para el romano pobre promedio. Te complacerá saber que los arqueólogos han informado que estas piezas a menudo se recortaban para hacerlas más suaves al tacto.

    3. A finales del siglo XVIII, se inventó la motosierra como una forma más eficaz de cortar el hueso ilíaco durante el parto, una práctica común en ese momento.

    Fox

    Antes de que se introdujera la cesárea, los bebés tenían que atravesar la pelvis para nacer. Por lo tanto, cuando la pelvis era demasiado estrecha, había que cortar los huesos mediante un proceso llamado sinfisiotomía. De hecho, la invención de la motosierra en 1780 mejoró esta terrible experiencia; antes de eso, los huesos se cortaban con un cuchillo pequeño mediante un procedimiento largo y doloroso.

    4. Una receta popular de tinte para el cabello en la antigua Roma era una combinación de sanguijuelas y vinagre que se dejaba encurtir durante 40 días.

    Syndication

    Como si ya no fuera lo suficientemente desagradable que se encurtiese la mezcla en un recipiente de plomo, también conllevaba el riesgo de envenenamiento.

    5. En la Inglaterra georgiana, las mujeres atrapaban y despellejaban ratones para pegarse el pelaje en la cara en lugar de sus cejas rasuradas.

    BBC

    Esta práctica se hizo en el nombre de la moda y, aunque hay poco escrito sobre ella en los libros de historia, muchos poemas del siglo XVIII hacen referencia a la caza de ratones.

    6. Por otro lado, en el Antiguo Egipto, una cura común para el dolor de muelas era aplicar un ratón muerto directamente en la boca .

    BBC

    En el Antiguo Egipto, se consideraba a los ratones como "dadores de vida" y se los usaba para ayudar con todo tipo de dolencias. Cuando se trataba del dolor de muelas, se cortaba un ratón vivo y se colocaba la mitad de su cuerpo aún caliente sobre las encías del paciente.

    7. En el siglo XVIII, la punción (cortar las encías de un bebé para omitir la dentición) era una práctica común en Europa, ya que se creía que era más seguro que la dentición.

    Fox

    Muchos médicos creían que la dentición era responsable de convulsiones, diarrea y otras enfermedades por las que estaban muriendo los bebés en ese momento. El procedimiento, que consistía en cortar las encías del bebé hasta llegar a los dientes, fue muy popular hasta el siglo XIX y también se practicó en los Estados Unidos.

    8. Además, para ayudar a prevenir las enfermedades de transmisión sexual en la Antigua Roma y Grecia, los condones hechos con la vejiga y los intestinos de animales eran la opción predilecta.

    CBC

    Sin querer, este método también resultó ser un método anticonceptivo, e incluso ciertos historiadores han teorizado que algunos condones se hicieron con las entrañas de enemigos asesinados, pero no se ha encontrado evidencia sólida al respecto.

    9. En varias culturas prehistóricas de todo el mundo, perforarle agujeros directamente en el cráneo a una persona viva era una práctica que se consideraba un tratamiento para las lesiones en la cabeza.

    Warner Archive / Via giphy.com

    Los arqueólogos han encontrado varios cráneos que tienen evidencia de este procedimiento que se llama trepanación, pero los científicos no están completamente de acuerdo en cuanto a los motivos detrás de su práctica. Si bien los hallazgos indican que algunas culturas usaron la trepanación para tratar el dolor, muchos investigadores creen que también pudo haber sido parte de rituales espirituales.

    10. Los europeos de los siglos XVI y XVII ingirieron remedios que contenían sangre, grasa y huesos humanos, a menudo procedentes de tumbas egipcias y cementerios irlandeses.

    Disney

    Se creía que estos espantosos remedios resolvían una gran variedad de dolencias, desde hemorragias nasales hasta dolores de cabeza, y eran muy populares: el rey Carlos II incluso tenía su propia bebida personal que contenía cráneo humano en polvo en alcohol.

    11. Y hasta el siglo VI, en la República romana, se creía que beber sangre de gladiador era una cura para la epilepsia.

    BBC

    Varios autores médicos de la época informaron que consumir la sangre o el hígado de un gladiador caído (que se creía que tenía propiedades sagradas) tenía poderes curativos. Cuando se prohibió el combate de gladiadores, la sangre de las personas que habían sido ejecutadas se convirtió en algo preciado.

    12. Hasta principios del siglo XX, el cloroformo y el cigarrillo se recomendaban como tratamientos para el asma.

    Warner Bros. Pictures

    El cloroformo (un solvente tóxico) y el cigarrillo (famoso por ser nocivo para los pulmones), fueron probados, comprobados y fomentados por los médicos. Estos riesgosos remedios eran populares en Europa, Canadá y los Estados Unidos: los médicos seguían recomendando el cloroformo como tratamiento incluso hasta 1910.

    13. Mucho antes de la era del enjuague bucal blanqueador, los antiguos romanos mantenían sus dientes como perlas haciendo gárgaras con orina.

    HBO

    Y si te preguntas si hacían gárgaras con su propia orina, la respuesta probablemente sea que no. Las familias tenían orinales específicos para guardar su pipí, e incluso había comerciantes que lo recogían de los urinarios públicos y tenían que pagar un impuesto especial por ello.

    14. La orina también era un ingrediente clave para el lavado de ropa en la época medieval.

    CBS

    Cuando se deja que se convierta en amoníaco, la orina tiene fuertes propiedades limpiadoras (y un olor muy fuerte). En el pasado, los trabajadores mezclaban dicho amoníaco con agua, lo vertían en la ropa sucia y luego la pisoteaban (descalzos, debo agregar) hasta que alcanzaban la limpieza deseada.

    15. En lo que respecta a métodos anticonceptivos, el estiércol de cocodrilo era el ingrediente clave para la anticoncepción en el Antiguo Egipto: se mezclaba con leche cortada o miel y se insertaba en la vagina antes de tener relaciones sexuales.

    WWE / Via giphy.com

    Se creía que la pasta formada a partir de estas combinaciones creaba un ambiente ácido que funcionaba como espermicida. Aunque las estadísticas sobre cuán bien funcionó esta receta son difíciles de encontrar, es probable que haya sido algo efectiva, ya que se usó un método similar en la antigua India (usando, en su lugar, estiércol de elefante).

    16. Por último, a principios del siglo XX en los Estados Unidos, se recomendaba lavarse la vagina con Lysol (el producto de limpieza que contiene una gran cantidad de sustancias químicas tóxicas) como método anticonceptivo.

    Comedy Central

    En los Estados Unidos, los métodos anticonceptivos fueron ilegales hasta 1965 para las parejas casadas (y hasta 1972 para las personas solteras). Anunciado como un producto de "higiene femenina", Lysol fue el "anticonceptivo" más vendido durante la Gran Depresión, a pesar de que muchas personas murieron por usarlo.

    ¿Cuál te sorprendió más? ¡Cuéntanos en los comentarios!

    ¡No te pierdas ninguno de nuestros quizzes, videos y recomendaciones! Bájate la app de BuzzFeed disponible para Android y para iOS.

    Este post fue traducido del inglés.

    BuzzFeed Daily

    Keep up with the latest daily buzz with the BuzzFeed Daily newsletter!

    Newsletter signup form