back to top

Esta cuenta de Twitter describe perfectamente lo extraño que es ser un humano

La verdad es que somos unas criaturas bien raras.

publicado

Ya hemos hablado antes del chiste de Twitter de hacer cuentas sobre estereotipos.

Cosas Fachas

Y de como estas cuentas pueden generar conflictos por defender nuestras frágiles identidades.

Pero, sin importar la camiseta que nos pongamos, al final todos somos seres humanos.

Por eso, la cuenta de Twitter Cosas de humanos está recolectando todos estos comportamientos para que aprendamos a reírnos de nosotros mismos.

El experimento está inspirado en una supuesta noticia de 2015.

Hablamos con el creador de la cuenta, un genio anónimo que nos dijo "tal vez si existiera un 'Cosas de Sinaloenses' más tipos de estos aprenderían a burlarse de sus estereotipos y estas cosas pasarían con menos frecuencia."
Twitter: @carlos_mul

Hablamos con el creador de la cuenta, un genio anónimo que nos dijo "tal vez si existiera un 'Cosas de Sinaloenses' más tipos de estos aprenderían a burlarse de sus estereotipos y estas cosas pasarían con menos frecuencia."

Por eso habla sobre todos los seres humanos, para que nadie se sienta discriminado.

"Esta cuenta se inspira en esa socialización de formas prefabricadas de pensamiento, solo que la lleva a los humanos en conjunto (para que casi nadie pueda escaparse)."
Twitter: @Cosasdehuman

"Esta cuenta se inspira en esa socialización de formas prefabricadas de pensamiento, solo que la lleva a los humanos en conjunto (para que casi nadie pueda escaparse)."

Porque, detrás de nuestros estereotipos, hay conductas muy extrañas que ni siquiera nos cuestionamos.

"Una crítica a formas de pensamiento que se están volviendo arcaicas. Es una manera de evidenciarlas y personificarlas".
Twitter: @Cosasdehuman

"Una crítica a formas de pensamiento que se están volviendo arcaicas. Es una manera de evidenciarlas y personificarlas".

Inspirados por Cosas de Humanos, sus seguidores también están contribuyendo con su cachito de curiosidad humana.

Mientras, Cosas de humanos sigue poniendo a prueba lo que creías que es normal.

Más allá de nuestros nombres, equipos y banderas.

Porque, la verdad, sí somos criaturas bien cagadas.

Pero, al final, somos sólo humanos.