21 Cosas que las personas que nacieron después de 1999 no recordarán acerca de la tecnología

Se necesitaban 9 clics para escribir “hola”. NUEVE.

1. Ir a la tienda de videos cuando tenías ganas de ver algo.

Y tratar de decidir qué película te llevarías juzgándolas por sus portadas.

2. Tener que rebobinar toda la película de un VHS antes de poder verla.

“Be kind, rewind!” como dicen en inglés.

3. Tener que voltear la cinta para ver la segunda mitad de la película.

 

4. Y la sensación de impotencia cuando la cinta se dañaba irremediablemente.

Esto duele.

5. Sacrificar la internet cuando alguien quería realizar una llamada telefónica.

Y siempre tener que esperar jugando al solitario o al pinball.

6. Refunfuñar cuando escuchabas el sonido del módem marcando.

“NEEE NENEE NAAA NEEE”

7. Y saber que siempre cabía la posibilidad de que alguien en la casa estuviera escuchando tus llamadas.

8. Revisar este estuche para CD solo para encontrar ESA canción en ESE álbum.

 

9. Pasar horas creando la lista perfecta para un CD.

10. Y sentir cómo se te rompía el corazón al ver esto.

Los rumores acerca de que se podía reparar con cáscaras de banana eran mentira.

11. Memorizar los números de tus amigos y tener que coordinar la hora exacta a la cual los llamarías.

Y no poder olvidar algunos de sus números hasta el día de hoy.

12. Grabar tus canciones favoritas sentándote en silencio junto a una radio.

La coordinación lo era todo.

13. Y escribir manualmente la letra de una canción escuchándola una y otra vez.

14. Tener que olvidarte de una duda existencial solo porque no podías “googlearla”.

O tener que revisar la vieja enciclopedia si realmente te carcomía.

15. No poder volver a tomar una foto.

Cada toma tenía que ser la toma perfecta.

16. No saber que una foto había salido mal hasta luego de revelar el rollo.

Getty Images

Lo que te dejaba con ojos rojos y mentones dobles que te atormentarán por el resto de tu vida.

17. Y la eventual evolución de tomar selfies con tu borrosa webcam.

 

Las cámaras frontales fueron un punto de inflexión.

18. Tener que usar la guía de televisión.

Y resaltar y luego tener que decidir entre los programas que querías ver.

19. La desilusión de ver esta pantalla.

Getty Images

20. Levantarte a una hora específica para ver tu programa favorito.

Cancelabas planes para ver televisión porque de otra forma, ¿quién sabe si ibas a tener otra oportunidad para ver un episodio que te habías perdido?

21. Y poner a prueba tu paciencia cuando tenías que escribir mensajes de texto utilizando este teclado.

Se necesitaban nueve clics para escribir “hola”. Nueve.

Este post fue traducido del inglés.

Check out more articles on BuzzFeed.com!

Hattie Soykan is a junior staff writer at BuzzFeed UK and is based in London.
 
  Tu reacción
 

Reacciones

Buzzing ahora