back to top

36 miedos tontos que tenía la gente de pequeña

"Que ETA me inyectase droga mientras dormía".

publicado

Hemos preguntado a la comunidad de BuzzFeed cuáles son los miedos más tontos que tenían de pequeños. Estas son algunas de sus respuestas.

2. Los helados pitufo.

Creía que el helado pitufo estaba hecho de pitufos.

– SCD

Publicidad

3. Los volcanes.

A los volcanes. Vivía cerca de un monte y estaba convencida de me estaban ocultando que era un volcán y que cualquier día entraría en erupción. Me quitó el sueño durante meses.

– LanLan

4. Un cuadro.

Via adrianapolis.com

A un cuadro de casa de mi abuela que cambiaba según lo miraras de cara de Jesús a Sábana Santa y me parecía TERRORÍFICO. Cruzaba corriendo el enorme pasillo donde estaba para no verlo.

– Pieman815

5. Que se apagase el sol.

Cuando intentaron explicarme (por encima, que era pequeño) la distancia a la que está el sol, me dijeron que la luz tardaba como 8 minutos en llegar y que eso significaba que el sol podría apagarse y que no nos enteraríamos hasta pasados 8 minutos. Desde entonces cada vez que lo pensaba me agobiaba pensando que el fin del mundo podría llegar EN CUALQUIER MOMENTO.

– P

6. Convertir a la gente en oro.

Vi una película (o eso creo) de unos niños que estaban en una bañera y se quedaban como petrificados. Bien, pues mi temor era que todo lo que tocaba se convertía en oro, y tenía pesadillas (de llorar) porque sólo tenía en la cabeza la imagen de que me bañaba con mi hermano y nos quedábamos los dos petrificados en oro.

– NPA

Publicidad

8. Las babosas.

A mí me daban tela de miedo las babosas. Pensadlo, son caracoles que pasan de tener caparazón para poder deslizarse hasta tus pesadillas y dejar ese liquidillo. EW.

– bdmr

9. Las cucharas.

Las cucharas me dieron miedo (o más bien respeto) porque una vez, siendo bastante pequeño, se me quedó atascada una en la boca mientras me comía un yogur.

– Meebulko

10. La sintonía de 'Lo que necesitas es amor'.

Vea este vídeo en Youtube

youtube.com

Esto es un poco fuerte, pero de crío me daba muchísimo miedo LA SINTONÍA DEL PROGRAMA "LO QUE NECESITAS ES AMOR". No es que tuviera especial aprensión ante la venerable cara de Jesús Puente, pero por alguna razón (alguna razón = la inminencia del lunes, claro) los domingos por la noche me agobiaba muchísimo. Mi hermano y yo, que compartíamos habitación, dormíamos con la puerta abierta, y como mis padres veían la tele a oscuras, la luz se reflejaba en nuestra pared y entre eso y los lloros y gritos de emoción de la gente que salía en el programa formaba un POLTERGEIST DEL AMOR en mi cabeza insoportable.

La verdad es que ahora que lo leo escrito me pregunto si mis padres y Jesús Puente habrán provocado que mi vida sentimental haya sido una mierda en llamas durante años. ¡¡¡TODO ES CULPA TUYA, ANTENA 3!!!

11. Que ETA me inyectase droga.

De pequeña me daban mucho miedo ETA y las drogas. Era lo que oía en el telediario y no entendía bien que era, pero sabía que era malo. Pensaba que alguien de ETA vendría a mi casa con un pasamontañas y me pincharía drogas mientras dormía para que me muriese. Resultó que ambas cosas eran serias, sí, pero no eran exactamente como yo creía.

– Rocío

12. Más ETA.

Me daba miedo que ETA viniese a mi casa a hacerme algo malo cuando me quedaba solo. No tenía muy claro el asunto del terrorismo.

– Miguel

Publicidad

14. Los Reyes Magos.

Los Reyes Magos... ¿Hola? ¿¿Tres señores mayores entrando en mi casa de madrugada sigilosamente?? Hasta los 8 años tuve que dormir con mis padres el día de Reyes para poder sobrevivir al pánico.

– Sara

15. Tirar de la cadena.

Tirar de la cadena en los baños del colegio. Los baños de las chicas estaban como en un semisótano y me daba muchísimo miedo que al tirar de la cadena saliera un monstruo. Tiraba y me iba corriendo.

También el tictac del reloj del pasillo de mi casa; creía que eran pasos del brujo de Fantasía acercándose.

– MBG

16. El dedo de E.T.

Universal Pictures

Cuando era pequeña, vi la película 'E.T. el extraterrestre' y tenía unas pesadillas horribles con el dedo que relucía. Me imaginaba que aparecía en medio de mi cuarto y me empezaba a apuntar.

– M

17. O encontrarse con E. T.

Encontrarme a E.T. en el patio.

– Forni

Publicidad

18. La música alta.

Cuando era pequeña recuerdo un miedo tontísimo que tuve durante la primaria: cada vez que escuchaba música muy fuerte y que no podía distinguir bien me asustaba pensando que una procesión de monstruos iba a venir a raptarme.

– Nani

20. Ronald McDonald.

Ronald McDonald. No es que me dieran miedo los payasos, no, únicamente me causaba terror Ronald McDonald y cuando era pequeña me ponía a llorar desconsoladamente cada vez que aparecía por algún McDonald's.

– Cristina

21. Y comer en el McDonald's.

Comer en el McDonalds, porque pensaba que si lo probaba me iba a morir.

– Candy

Publicidad

23. Que hubiese algo debajo de la cama.

Pensar en que debajo de la cama había algo. No podía ni acercar los pies para poner las zapatillas y tuvieron hasta que comprar una cama nido. Ridículo.

– Blosky

24. El aire acondicionado.

El aire acondicionado. No podía dormir con él puesto porque pensaba algo iría mal, la máquina se rebelaría y acabaría muriendo congelada. Hablamos de hasta los casi 10 años.

– Verónica

25. Yoco, el de los yogures.

Vea este vídeo en Youtube

youtube.com

Tenía muchísimo miedo de Yoco, el de los yogures. Pero miedo real, cada vez que aparecía en la tele lloraba y me ponía nerviosísima. De repente un día se me pasó... Supongo que me hice mayor o algo así. Pero aún cuando me acuerdo de esa criatura me da mal rollo.

Menos mal que ya no aparece por ningún lado.

– Clau SW

26. Los pasillos (a oscuras).

Los pasillos a oscuras. Cuando era pequeña vivía en una casa algo vieja con un pasillo muy largo y un tanto mal iluminado. Al ser una casa vieja se podían oír todo tipo de cosas que acojonaban a una pobre niñita. Aún le sigo teniendo un poco de mal rollo al pasillo y las paso canutas cada vez que vuelvo a casa.

–La menda

27. Un gallo.

El gallo de la vecina. Si yo no me comía todo, el gallo vendría y me picaría.

– Anita

28. Jesús Puente.

Atresmedia

De pequeño tenía una pesadilla recurrente en la que Jesús Puente me perseguía para, con la afilada uña de su dedo índice, cortarme la piel del fondo del ombligo y que se me salieran las tripas.

– Joaquín

29. El afeitado.

Mi padre sin barba. Todos los veranos se la afeitaba y, hasta los 8 años, TODOS los veranos me asustaba al ver a un 'desconocido' entrar en casa (aunque estuviese avisada de que se iba a barbería).

– Asteroidea

30. Los vampiros.

Que los vampiros entrasen por una ventana mínima en el baño de mi casa de la infancia.

– Gara

32. La cisterna.

El infernal ruido de la cisterna del váter.

– Blanca

33. Que hubiese calamares en el baño.

Después de ver un documental sobre calamares gigantes, estaba totalmente segura de que uno saldría de mi váter.

– Ana

34. Las puertas de los garajes.

Avnphotolab / Getty Images

Me daban pánico las puertas de los garajes. Si pasaba al lado de una que estuviera abriéndose o cerrándose, corría lo más lejos que pudiera. También me daban miedo los perretes pequeños. Debía ser gracioso ver que me ponía histérica cuando me pasaba un yorkshire al lado llevando yo un pastor alemán.

– Leona

35. Los globos.

Tenía pánico a los globos porque no sabía cuándo iban a explotar. En realidad les sigo teniendo un poco de miedo por ese mismo hecho (tengo 20 años).

– Manuel

36. Mis padres.

Estaba completamente convencida de que mis padres eran extraterrestres azules con máscaras humanas.

– MediaYsiete

Algunas respuestas han sido editadas por razones de espacio o claridad.

Every. Tasty. Video. EVER. The new Tasty app is here!

Dismiss