back to top

13 Cosas que te hacen infeliz por accidente

Varios expertos en salud mental opinan sobre las cosas que no son tan buenas para tí como pensabas.

publicado

La salud mental puede ser engañosa. Lo que a ciertas personas les hace sentir a otras las hace sentir mal.

Si no te sientes al cien por ciento, estas pequeñas cosas que parecen normales podrían ser un problema. BuzzFeed Life habló con algunos expertos en salud mental sobre los comportamientos nocivos más comunes, y cómo reemplazarlos.

1. Miras Netflix durante horas cuando te sientes exhausto.

FOX / Via thealexandriaarchives.tumblr.com

Aunque escaparse del mundo con Netflix parece una buena distracción, a la larga terminarás sintiéndote peor que antes. Como dijo anteriormente a BuzzFeed News la psicóloga Jennifer Taitz: “La gente viene a verme con una profunda depresión luego de hacer un maratón de Netflix. El tratamiento para la depresión es volverse activo, sentirse realizado y con un propósito. Ver la televisión es una actividad pasiva”.

Un mejor consejo: usa tu show de TV favorito como un premio a tu productividad, una manera de relajarte al final del día, o una actividad social (todas esas cosas te harán deprimirte menos). Este sitio te deja sincronizar Netflix con otras personas de forma remota, de modo que puedes ver un programa con un amigo incluso en días en los que no tienes ganas de salir ni de tu cama.

Publicidad

2. Escapas de situaciones estresantes cuando estás ansioso para evitarte más ansiedad.

instagram.com

Nadie quiere estar incómodo, así que puede que se sienta bien evitar situaciones que provoquen ansiedad, como ir a una fiesta al sufrir de fobia social.

“Pero por más extraño que suene, cuanto más evites esas situaciones, más empeorará tu ansiedad”, dijo Taitz, “ya que la acumulas, y nunca tienes la oportunidad de descubrir que todo estará bien”.

Un mejor consejo: ponte en situaciones que pongan a prueba tu ansiedad, incluso si en ese momento se siente mal. A la larga, será para mejor. “Evitar situaciones estresantes sólo empeora el desorden de ansiedad, la manera de superarlo es enfrentar tu miedo a ciertas situaciones”, dijo Taitz.

3. Cuando la vida te agobia, te tomas días de recuperación mental.

instagram.com

En teoría, los días para la salud mental son geniales. El problema es que las personas no los usan de forma efectiva; los gastan durmiendo, mirando Netflix, o sin hacer nada. Según Taitz, te sentirías mucho mejor si los tomas muy de vez en cuando, y si planeas lo que harás con anticipación.

Un mejor consejo: en primer lugar, no conviertas a estos días en una solución automática. “En días en los que te despiertas y no te sientes mentalmente en forma, ve a trabajar igual, pero permítete salir temprano si no mejoras” dijo Taitz. Mucha gente se siente mejor una vez que llega al trabajo.

Cuando sí decidas que necesitas un día libre, deberías ocuparlo con actividades ya que, según Taitz, te sientes mejor cuando eres productivo y vives con un objetivo. Por ejemplo, si te tomas el día porque realmente odias tu trabajo, tómate el día para reunirte con un asesor vocacional y aplicar a nuevos trabajos.

4. Duermes DEMASIADO.

FOX / Via selinlinlin.tumblr.com

Dormir bien es muy importante para tu salud mental, pero cuando no te sientes mentalmente bien, es tentador dormir de más. Y eso te juega en contra. “Dormir de más es malo para tu salud mental, ya que para sentirte mejor en tu vida, necesitas mantenerte activo”, dijo Taitz. “También notarás que cuanto más tiempo duermes, más adormecido te sentirás. Al igual que con la comida, hay un umbral. Lo necesitas, pero en exceso te hará sentir mal”.

Un mejor consejo: Descubre cuántas horas de sueño necesitas y respétalas. También intenta acostarte y despertarte aproximadamente a la misma hora todos los días.

5. Te distraes de las cosas que te preocupan.

NBC / Via teendotcom.tumblr.com

¿No te preocupes, sé feliz? No. El psicólogo especializado en comportamiento cognitivo Simon Rego dijo a BuzzFeed Life que esa práctica se vuelve totalmente en tu contra; cuanto más intentas distraerte de un pensamiento, más piensas en él. “Además, la distracción evita que aprendamos cómo enfrentar nuestras preocupaciones, de modo que seremos más vulnerables al experimentar preocupaciones futuras”, dijo.

Un mejor consejo: “Puede que suene antinatural, pero enfrentar tus preocupaciones realmente ayuda”, dijo Rego. Él sugiere que te dediques un “momento de preocupación” diario, para que el resto del tiempo pienses en lo que te preocupa, y puedas ocuparte en resolverlo luego. Seguramente descubrirás que para el momento en el que te sientes a resolver el problema, no estarás tan preocupado como cuando empezaste.

6. Del mismo modo, ignoras tus pensamientos negativos para no deprimirte.

“El mismo razonamiento se aplica al intentar ‘pensar en positivo’ todo el tiempo, en lugar de tomar consciencia de tus pensamientos negativos”, dijo Taitz. Cuanto más intentas reprimirlos, más poder tienen sobre tí, y se sentirán más reales.

Un mejor consejo: “Intenta mantener una actitud abierta y receptiva para con tus pensamientos negativos”, dijo Taitz. “Puedes pensar que sí, tienes ese pensamiento negativo, pero solo son pensamientos, y que lo pienses no quiere decir que sea real”.

Publicidad

7. Cuando estás deprimido, haces listas de tareas para tener un sentido de dirección y realización.

instagram.com

“Las listas de tareas hacen que algunas personas se vuelvan más productivas, pero para otras personas puede tener el efecto contrario”, dijo a BuzzFeed Life la doctora Deborah Serani, psicóloga y autora del libro Living with Depression (Vivir con la depresión). Esto se debe a algo llamado el efecto Zeigarnik, que te hace recordar más las cosas que aún no lograste que las cosas que sí. Hacer una lista de tareas puede provocar que te sientas mal por todo lo que te falta lograr, algo especialmente dañino en días en los que hasta salir de la cama parece un logro extraordinario.

Un mejor consejo: “Es mucho más útil hacer una ‘lista de logros’”, dijo Serani. “Para personas reprimidas, ver lo que lograron causará una suba en su ánimo y confianza. Y no necesitas vivir con un desorden anímico para que esto funcione. De modo que comienza a hacer un inventario de todos tus logros, sin importar qué tan grandes o pequeños hayan sido durante el día”.

8. Retrasas ir a terapia hasta estar seguro de que realmente la necesitas.

instagram.com

“A mucha gente le gusta intentar cosas por su cuenta, sin asistencia profesional. ¡Y eso es genial!”, dijo Serani. “Pero ver a la terapia como un último recurso puede hacer que te sientas como que fallaste en algo que quizás nadie podría haber superar con éxito.

La psicoterapia es una herramienta que ayuda a muchas personas, y no se debe considerar como un esfuerzo de último momento al que recurren solo los fracasados”.

Un mejor consejo: no sientas que agotaste todas tus opciones antes de ir a terapia. Si crees que te puede ayudar hablar con un profesional, no esperes más. La terapia es genial.

9. Llevas un conteo de todos tus pensamientos y emociones negativas para trabajar en ellos.

giphy.com

Serani dijo que se comprobó que la escritura expresiva ayuda a tu bienestar mental. Sin embargo, hay un límite entre lo que es beneficioso y lo que es una reflexión dañina. Si sientes la necesidad de escribir largo y tendido sobre tus emociones y experiencias negativas, y descubres que estás obsesionado con esto, puede que no sea la mejor herramienta para tí.

Un mejor consejo: “Si quieres escribir, compra un diario con renglones y utiliza el límite de cada página como principio y fin”, dijo Serani. “O bien, en lugar de usar oraciones y pasajes como en un diario, considera expresarte con palabras singulares, frases cortas o poesía”.

10. Te esfuerzas en tener muchos pensamientos positivos, con la esperanza de que te sucedan cosas buenas por la magia del pensamiento abundante.

instagram.com

“El pensamiento abundante, también conocido como la enseñanza que popularizó el libro El Secreto, sugiere que pensar positivamente provocará que el destino te traiga grandes cosas; pero esto puede ser peligroso para muchas personas”, dijo Serani. “Mucha gente que cree en El Secreto o en ideas similares puede sentirse indigna si sus deseos no se vuelven realidad”.

Un mejor consejo: Sigue pensando en positivo, pero que tus expectativas y objetivos sean reales, conseguibles y positivos. “Lo que hace el pensamiento positivo es ayudarte a encontrar un propósito en el futuro, y disminuye los síntomas depresivos”, dijo Serani. “Científicamente, incrementa la dopamina y la serotonina, hormonas que te hacen sentir bien, pero más allá de eso no proveerán abundancia ni buena fortuna”.

11. Luego de un día difícil en el trabajo, comes mucho para sentirte mejor.

evan-werewolf.tumblr.com

ANTES DE QUEJARTE, presta atención. Si tuviste un día largo y miserable, probablemente SÍ te sientas mejor luego de comer tu comida favorita. Pero un estudio descubrió que no es la comida la que provoca el efecto de bienestar, sino el tiempo que te tomas en comerla. Los autores del estudio concluyeron en que “No necesitas comida para sentirte mejor; si le das tiempo, la mente producirá el mismo efecto”. Además, Taitz dijo que si comes todo el tiempo para sentirte mejor, esto puede llevar a que no te sientas bien físicamente, lo que conduce a una mala salud mental.

Un mejor consejo: si quieres relajarte con una porción de pizza luego de un día miserable, hazlo. Pero si luego de premiarte periódicamente con comida sueles sentirte culpable, ten en cuenta que lo que realmente necesitas para sentirte bien es un momento para relajarte. Si necesitas ideas, aquí hay varias maneras de mejorar tu ánimo casi instantáneamente.

12. Usas redes sociales como Tumblr y Pinterest para pedir consejos y terapia comunitaria.

FOX / Via rebloggy.com

Estos sitios generan buenos espacios para encontrar apoyo y a otras personas que viven lo mismo que tú; sin embargo, deberías asegurarte de no usarla como un reemplazo de una ayuda profesional, ya que puede ser un caldo de cultivo para consejos cuestionables. Lo que funciona para una persona puede no funcionar para otra, y aceptar consejos de otras personas puede ayudar, pero también puede ser peligroso.

Un mejor consejo: si te ayuda, encuentra una comunidad en la que te sientas cómodo, pero acude a ellos como un apoyo emocional.

Every. Tasty. Video. EVER. The new Tasty app is here!

Dismiss