back to top

13 Pueblos mágicos que van a hacer que te quieras mudar ahí mañana

¡Experimenta un pueblo mágico como si fueras un chamán! Airbnb te lleva más cerca de lugares mágicos, haciéndote sentir como si fueras un local.

publicado

1. Pátzcuaro, Michoacán

Kenpixl / Getty Images, Dianavarela / Getty Images, Bpperry / Getty Images

Pátzcuaro ha inspirado a muchos artistas nacionales e internacionales en sus obras, por sus llamativas fiestas e infinita paleta de colores. Es uno de los pueblos donde el Día de Muertos se puede experimentar de forma más vívida. Visita sus plazas rodeadas de enormes árboles, sus mercados de artesanías y las fondas con épicos platillos típicos de la zona. Quédate en alguna casa cerca del lago para disfrutar de agua y tierra al mismo tiempo.

2. Tlayacapan, Morelos

Sistema Estatal de Información Ambiental y Recursos Naturales / Public domain / Via flic.kr, Fotego / (CC BY-ND 2.0) / Via flic.kr, Gustavo Ayala / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr

Tlayacapan está a menos de dos horas al sur de la Ciudad de México. Es un lugar perfecto para hacer excursiones en el día: al ex-convento de San Juan Bautista, al templo de Santa María y San Marcos, a la casa de la cultura “La Cerería”. Si quieres pasar un fin de semana repleto de vistas panorámicas, y con el balance perfecto entre descanso y descubrimiento, este lugar es para ti.

3. Tapalpa, Jalisco

JoAnto. / (CC BY-ND 2.0) / Via flic.kr, Gabriel Saldana / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr, alvaro_qc / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr

Tapalpa significa “lugar de tierra de color” en otomí. Tal como su nombre lo dice, es un lugar rodeado de paisajes naturales refrescantes que te darán un respiro muy merecido de fin de semana. Imagina despertarte con una taza de café de olla mientras disfrutas de impresionantes vistas al volcán de Colima. ¿Qué más podríamos pedir?

4. Huamantla, Tlaxcala

lauranazimiec / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, lauranazimiec / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, lauranazimiec / (CC BY 2.0) / Via flic.kr

Para los amantes de la historia, llegó Huamantla a robarles el corazón. A solo dos horas y media de la Ciudad de México, las haciendas impactantes que lo rodean te dejarán con la boca abierta. Puedes buscar un lugar tipo hacienda para sentirte como un local... Y si tienes suerte, en una de esas viene con todo y caballo para que te transportes por el pueblo.

5. Mazamitla, Jalisco

Cabealva / Getty Images, Solofotofox / Getty Images, Gildardo Sánchez / (CC BY 2.0) / Via flic.kr

Mazamitla significa "lugar donde se cazan los venados con flechas" en náhuatl. Es un pueblo rodeado de naturaleza, así es que se presta echarte unas buenas aventuras eco-turísticas. Sus hechizantes cabañas en medio del bosque seguro te harán pasar noches llenas de estrellas y magia que te van a revitalizar.

6. Malinalco, Estado de México

Ángel M. Felicísimo / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr / flic.kr, Ángel M. Felicísimo / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr, Catedrales e Iglesias / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, Catedrales e Iglesias / (CC BY 2.0) / Via flic.kr

Malinalco está a dos horas y media de la Ciudad de México. Si decides subir al Cerro de los Ídolos tendrás una vista imperdible del Altiplano Central. Además conocerás uno de los pocos ejemplos de arquitectura monolítica que existen en América. Aprovechando que estás ahí, cárgate de energía con una trucha al estilo Malinalco, o si eres más atrevido, con un poco de carne de iguana. Vive en alguna de las relajantes casas del pueblo.

7. Santiago, Nuevo León

JOSlash / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, Roy Luck / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, jrsnchzhrs / (CC BY-ND 2.0) / Via flic.kr

Santiago destaca por la variedad de paisajes verdes que se pueden visitar, desde cañones sorprendentes hasta caídas de agua gigantescas; como la Cascada Cola de Caballo — un lugar perfecto para ver las nubes debajo de ti desde la montaña. Encuentra un escondite en las montañas para reconectar con la naturaleza y contigo mismo.

8. Tepoztlán, Morelos

Chepenicoli / Getty Images, Roberto Robles / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, Christopher William Adach / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr, Christopher William Adach / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr

Tepoztlán es el pueblo perfecto para los que quieren descubrir algo nuevo sobre ellos mismos; puede ser su amor por la comida prehispánica, la meditación o las largas caminatas por el Tepozteco. Cada casa de Tepoztlán es única y tiene su propia personalidad, así es que encuentra la que tiene más magia para ti y anímate a darte un paseo por el pueblo.

9. Zacatlán, Puebla

Russ Bowling / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, Russ Bowling / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, Russ Bowling / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, Norberto Chavez-Tapia / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr

El pueblo de Zacatlán está a tres horas de la Ciudad de México. Si vas en agosto, date una vuelta a la feria de las manzanas, donde además de poder comer delicias hechas con esta fruta, podrás ver un desfile de carros alegóricos del pueblo. Cualquiera de sus cabañas rústicas en los cielos te harán pasar un rato inolvidable.

10. Xico, Veracruz

Kacv / Getty Images, Naypo007 / Getty Images, Esparta Palma / (CC BY 2.0) / Via flic.kr

Y si hay puente o tienes unos días extras de vacaciones, date un viaje a Xico, Veracruz. La zona está rodeada de un bosque místico que te dejará tener unos días relajados mientras disfrutas de la gastronomía épica. Las casas de Xico son viejas y tienen el don de regresarte a tu infancia. ¿Por qué no darte unos días explorando como si volvieras a ser niño?

11. Bernal, Querétaro

Gerardo Aguilar Ortiz / Getty Images

Bernal está a tres horas de la Ciudad de México. Es un pueblo con mucha arquitectura virreinal, así es que si te late la historia y los edificios viejos, este paseo es para ti. Puedes quedarte en alguna casita fantástica en el centro de Bernal, para que además tengas una vista espectacular hacia la peña.

12. Tecate, Baja California

Gabriel Flores Romero / (CC BY 2.0) / Via flic.kr, Gerardo Aguilar Ortiz / Getty Images, Miguelmalo / Getty Images

Tecate es un pueblo con una histórica arquitectura colonial que tiene que visitarse alguna vez en la vida. Además, está a una hora del Valle de Guadalupe, por si te dan ganas de irte a echar un vino con tus amigos. Hay refrescantes casas hechas de piedra que te mantendrán fresco y libre del calor de la zona.

13. Mineral del Chico, Hidalgo

Léo Tisseau / (CC BY-ND 2.0) / Via flic.kr, Léo Tisseau / (CC BY-ND 2.0) / Via flic.kr, Irene Soria Guzmán / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr, Irene Soria Guzmán / (CC BY-SA 2.0) / Via flic.kr

Mineral del Chico es un pueblo que se quedó congelado en la época del boom de las minas en México. Sus paredes mohosas te transportarán a otro momento de la historia, y te harán sentir como todo un explorador de otro tiempo. Busca un lugar para quedarte donde puedas regresar, quitarte tus botas, y descansar mientras te calientas los pies junto a una chimenea.

¡Hay más de 100 pueblos mágicos que están esperándote! Deja que Airbnb te ayude a echarles un ojo para conocerlos como un auténtico local.

Todas las imágenes de Getty Images a menos que se diga lo contrario.